FANDOM


La Segunda batalla de Svartalfheim fue un evento que tuvo lugar durante el Segundo conflicto contra los Elfos Oscuros. Parte de un plan organizado por Thor para derrotar a Malekith, la batalla ocurrió en Svartalfheim.

Antecedentes

En 2988 a.C., los Elfos Oscuros trataron de eliminar a los Nueve Mundos durante la Convergencia mediante el uso del Éter. Bor, el entonces rey de los Asgardianos, supo de las intenciones de los Elfos Oscuros y se enfrentó a ellos en su mundo natal, Svartalfheim. Una titánica batalla se produjo, durante el cual el Éter fue tomado por los Asgardianos y el líder de los Elfos Oscuros, Malekith, huyó con su lugarteniente Algrim y varios otros sobrevivientes. Ellos luego esperaron a los próximos cinco mil años hasta que la Convergencia comenzara de nuevo y el Éter se revelaría.

En 2013, Jane Foster tropezó accidentalmente con el Éter después de haber sido succionada a través de un portal de la Convergencia, y se convirtió en una huésped involuntaria. Foster sin querer atrajo a Malekith hasta Asgard, quien infiltró a su lugarteniente Algrim transformado en Kurse. Los Elfos Oscuros saquearon Asgard buscando el Éter.

Al darse cuenta de la fuerza de los Elfos Oscuros, Thor organizó un plan para llevarlos lejos de Asgard y enfrentarse a ellos en Svartalfheim, donde él sería capaz de matar a Malekith y destruir el Éter. Él hizo esto liberando a su hermano criminal de guerra, Loki, quien ayudó a Thor a conseguir que Foster saliera de Asgard y fuera hasta Svartalfheim. Viendo esto, Malekith y los suyos, los persiguieron hasta ahí.[1]

Batalla

Los dos grupos se reunieron en Svartalfheim, donde, en un giro inesperado, Loki pareció traicionar a Thor y entregar a Jane Foster a Malekith de buena manera. A medida que Malekith atrajo el Éter del cuerpo de Foster, la traición de Loki se reveló como una estratagema. Thor rápidamente recuperó su Mjolnir y lo usó para atacar el Éter para volarlo en pedazos, pero éste sólo se reconstruyó, ya que era indestructible. Malekith luego absorbió el Éter, y abandonó el planeta.

Kurse y un pequeño pelotón de Elfos Oscuros se quedaron atrás para enfrentarse contra Thor y Loki. Mientras que Loki se batió en un duelo contra los soldados, Thor peleó con Kurse, quien había sido alterado drásticamente por una piedra Kursed y fue capaz de dominar fácilmente a Thor. Brutalmente golpeado, Thor fue casi asesinado por Kurse antes de que interviniera Loki y apuñalara a Kurse en el pecho. Esto hizo poco para disuadir al Elfo Oscuro, quien tomó la daga y apuñaló a Loki. Afortunadamente, Loki fue capaz de arrebatarle una Granada Agujero de Gusano de Kurse cuando estaba siendo apuñalado, y la lanzó. Kurse murió posteriormente.

Loki pareció morir debido a sus lesiones, y Thor y Foster se quedaron solos para encontrar una salida del planeta.[1]

Consecuencias

Mientras que Loki pareció haber muerto en la batalla, en realidad no fue su así. Fingiendo su muerte, Loki tomó la apariencia de un Guardia Einherjar y se abrió camino de regreso a Asgard, donde derrocó a Odín y tomó el trono sin que nadie se diera cuenta.

Thor y Jane Foster, por su parte, se refugiaron en una cueva, donde descubrieron un portal abierto por la Convergencia que los llevó a la Tierra. Ellos con el tiempo se enfrentaron a Malekith en Greenwich, Inglaterra, donde Thor batalló y mató a Malekith.[1]

Referencias

  1. 1,0 1,1 1,2 Thor: The Dark World
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.