FANDOM


Para otros usos de este término, véase Black Widow (desambiguación)
"Sé que no me pondrán en prisión. Sé que no pondrán a ninguno en prisión. ¿Les digo por qué? Porque nos necesitan. Sí, el mundo es un lugar vulnerable. Y sí, ayudamos a volverlo así. Pero también somos los más calificados para defenderlo. Así que si quieren arrestarme, arréstenme. Saben donde hallarme."
―Natalia Romanoff[fnt.]

Natalia Alianovna "Natasha" Romanoff, mejor conocida como Black Widow, fue una antigua agente especial de S.H.I.E.L.D. y miembro fundadora de los Vengadores. En un principio, Romanoff era una agente de la Agencia de Espionaje Soviético, la KGB; más tarde se unió a S.H.I.E.L.D., en el cual desarrolló una fuerte amistad con Clinton Barton. Teniendo una maestría en las artes marciales y el espionaje, a Romanoff se le encomendó encubrirse en Industrias Stark para calificar a Anthony Stark y lo ayudó a derrotar a Ivan Vanko infiltrándose en la sede de Hammer Industries.

Cuando Loki llegó a la Tierra, Romanoff fue reclutada dentro de los Vengadores, ya que su amigo Clinton Barton estaba siendo controlado y usado por Loki para sus planes. Ella consiguió recuperar a Barton tras el Ataque en el Helicarrier y ayudó a defender a la ciudad de Nueva York de una invasión alienígena, capturando a Loki. Tras estos acontecimientos, Romanoff siguió trabajando para S.H.I.E.L.D. y empezó a realizar misiones con Steven Rogers.

Mientras trabajaban juntos, Romanoff y Rogers descubrieron una conspiración tras un intento de asesinato del Director Nicholas Fury, lo que eventualmente los llevó a descubrir que HYDRA se había infiltrado en toda la organización. A pesar de los esfuerzos de James Barnes por detenerlos, Romanoff ayudó a exponer los malvados planes de Alexander Pierce al mundo, lo que también resultó en que toda su historia moralmente dudosa fuera revelada. Como resultado, Romanoff se vio obligado a abandonar la red de nuevo para comenzar a reconstruir su vida.

Pronto, Romanoff se reunió con los Vengadores para desmantelar la amenaza creciente de HYDRA dirigida por Wolfgang von Strucker. Aunque ganaron, el equipo pronto tuvo que detener a Ultrón, lo que también dio como resultado el nacimiento de Visión, quien finalmente destruyó a Ultrón. A diferencia de la mayoría de los miembros originales del equipo, Romanoff se mantuvo como miembro de la segunda encarnación de los Vengadores formados después de la Ofensiva de Ultrón.

Más adelante, cuando los gobiernos del mundo le exigieron a los Vengadores firmar los Acuerdos de Sokovia para controlar sus acciones, ella estuvo de a favor y se unió a Anthony Stark en una lucha contra el equipo de Steven Rogers debido a sus desacuerdos con los documentos a la vez que protegía a un fugitivo James Barnes. Cuando las dos facciones de los Vengadores lucharon entre sí, ella traicionó a Stark con el fin de ayudar a Rogers a encontrar al instigador de la lucha entre ellos. En consecuencia, Romanoff se vio obligada a escapar para evitar ser arrestada por ayudar a su viejo amigo.

Cuando la Orden Oscura llegó a la Tierra, Romanoff, Rogers y Wilson salieron de su escondite para proteger a Visión, quien tenía la Gema de la Mente que buscaba Thanos. Más tarde, los Vengadores defendieron Wakanda de otro ataque inminente, pero pronto fueron dominados por el mismo Thanos, quien reunió todas las Gemas del Infinito y realizó el Chasquido, eliminando a la mitad de la vida en el universo. Con la ayuda de Nebula y Rocket Raccoon, los Vengadores viajaron a Titán II, donde eliminaron a Thanos, pero no revirtieron lo sucedido, ya que las Gemas del Infinito habían sido destruidas.

En 2023, Romanoff y Rogers fueron visitados por Scott Lang, quien sugirió la idea de viajar al pasado por medio del Reino Cuántico para reunir las Gemas del Infinito del pasado. Romanoff y Barton viajaron al año 2014 a Vormir por la Gema del Alma, donde ella se sacrificó para que Barton obtenga la Gema a cambio, permitiendo que Bruce Banner reviva a la mitad de la vida en el universo.

Biografía

Vida temprana

Habitación Roja

"En la Habitación Roja, donde entrené, y me crearon, al graduarte hacen una ceremonia y te esterilizan. Es eficiente. Es un agobio menos. Es lo único que podría importar más que una misión. Te facilita las cosas, hasta matar."
―Natalia Romanoff a Bruce Banner[fnt.]

Natalia Alianovna Romanoff nació el jueves, 22 de noviembre de 1984, en Stalingrado, Rusia.[2] A temprana edad, Romanoff fue reclutada por la KGB[3]. En la Habitación Roja, ella tuvo que soportar una educación y adoctrinamiento en el mundo del espionaje oficio.

Romanoff destacó en este entorno y pronto llegó a ser considerada como una espía maestra y una de los mayores asesinas del mundo. Su eficacia despiadada en los últimos años le hizo ganarse el nombre clave Black Widow.[2] Como acto final para completar su formación, Romanoff fue esterilizada, para evitar cualquier distracción y centrarse exclusivamente en sus misiones, algo que lamentó profundamente más adelante en su vida.[4]

En el radar de S.H.I.E.L.D.

Debido a toda su experiencia y su creciente amenaza para la seguridad mundial, Romanoff apareció rápidamente en el radar de S.H.I.E.L.D., lo que provocó que el director Nicholas Fury enviará a Clinton Barton, a eliminarla. Sin embargo, Barton desobedeció la orden, y al reconocer su destreza, él le recomendó a Romanoff unirse a S.H.I.E.L.D.. A petición del director Fury, Romanoff posteriormente desertó de Rusia y se unió a las filas de S.H.I.E.L.D., donde desarrolló una asociación duradera con Barton, y juntos tuvieron misiones en Budapest, Abiyán y muchos otros lugares.[2]

Sirviendo como agente de S.H.I.E.L.D.

Cruzada con el Soldado del Invierno

"Hace cinco años, escolté a un ingeniero nuclear fuera de Irán, dispararon a mis neumaticos cerca de Odessa. Perdí el control, caímos por un barranco. Apenas salimos. Pero vi al Soldado del Invierno. Yo protegí al ingeniero, así que le disparó a través de mí."
―Natalia Romanoff a Steven Rogers[fnt.]

En 2009, cuando fue asignada para proteger a un ingeniero nuclear, fue atacada por un misterioso asesino conocido como el Soldado del Invierno, que fue enviado para matar al científico. Aunque ella y el científico fueron empujados hacia un barranco, Romanoff logró salvarse tanto ella como al hombre que estaba protegiendo. Al ver esto, el Soldado de Invierno le disparó al científico a través del estomago de Romanoff, causándole la muerte a él.[3]

Identidad como Natalie Rushman

Bajo el nombre de "Natalie Rushman", Romanoff realizó trabajos de modelo en Tokio como parte de una operación encubierta. Romanoff fue enviada a una de sus misiones habituales, para arruinar una operación de los Diez Anillos.[5] Ella abordó el avión de los Diez Anillos y causó una explosión. Justo cuando estaba luchando contra un agente de los Diez Anillos en el avión, Nicholas Fury le solicitó infiltrarse en Industrias Stark utilizando la misma identidad.

Romanoff fue contratada allí como notaria pública por la secretaria Bambi Arbogast. Romanoff se había esforzado por llegar a Anthony Stark de muchas maneras, incluso hizo que su compañera de trabajo, Samantha Carlisle, se enfermara en secreto para entregarle algunos documentos a Stark.[6]

Vigilando a Anthony Stark

"¿Cómo te llamas, niña?"
"Rushman, Natalie Rushman."
Anthony Stark y Natalia Romanoff[fnt.]

Su misión era vigilar a Anthony Stark después de que él le cediera su empresa a Virginia Potts, y también debía evaluar si él era adecuado para un plan de reunir a un grupo de personas con talentos incomparables. Romanoff llegó para entregarle los documentos de transferencia a Potts, captando la atención de Stark y Harold Hogan mientras estaban boxeando. Ella obtuvo la firma de Potts cuando Stark le pidió saber su nombre y luego le pidió que se uniera a él en el ring de boxeo.

Stark entonces le pidió a Hogan darle a Romanoff algunas lecciones para pelear, de lo cual Hogan no se tomaba en serio al no ser consciente de su entrenamiento. Stark le hizo una búsqueda y descubrió que hablaba con fluidez francés, ruso y latín, además de que había modelado en Japón. Mientras Romanoff observaba cómo Stark investigaba sobre ella, Hogan le lanzó un golpe, pero Romanoff bloqueó el ataque, lo escamoteó alrededor de la cabeza y lo empujó contra el suelo. Después, Romanoff salió del ring, obtuvo la huella dactilar de Stark y se fue, dejando a Stark sorprendido. Desde entonces, Romanoff pasó a ser la asistente personal de Stark.[5]

Trabajando como asistente

"Esto no puede pasar."
"Por supuesto. Entiendo, ¿cómo la ayudo?"
"¿Dónde está Happy?"
"Está afuera."
"Necesito aquí a Happy."
"Voy por él."
Virginia Potts y Natalia Romanoff[fnt.]

Romanoff se encontró con Stark y Potts en Mónaco, quienes la saludaron. Ella guió a Stark con los fotógrafos y le informó de su cena de las nueve y media, que Stark dijo que llegaría a las once. Cuando Stark apareció en la televisión disputando el Gran Premio de Mónaco, Potts llamó a Romanoff para ver si lo sabía, pero esta lo negó. Potts le pidió a Romanoff que llamara a Harold Hogan para llevarla a detener a Stark, lo que resultó en una pelea con Ivan Vanko.

De vuelta en la mansión de Anthony Stark, Romanoff y Potts continuaron defendiendo la posición de Anthony Stark como Iron Man después del ataque de Ivan Vanko. Mientras hablaban por teléfono con varias personas, fueron interrumpidas por el Coronel James Rhodes, quien exigió hablar con Stark. Inicialmente, Romanoff intentó hacer que mantenga distancia, pero Potts dejó en claro su ubicación sin preocuparse por lo mucho que le molestaría a Stark ser confrontado.[5]

Fiesta de cumpleaños de Stark

"Si esta fuera tu última fiesta de cumpleaños, ¿cómo la celebrarías?"
"Haría lo que yo quisiera, señor, con la persona que quisiera."
Anthony Stark y Natalia Romanoff[fnt.]

Romanoff encontró a Anthony Stark observando su Reactor Arc, que estaba empeorando debido a su envenenamiento de paladio. Los dos entonces hablaron sobre si Stark debía cancelar su fiesta de cumpleaños debido a los acontecimientos recientes, de lo cual Romanoff estaba de acuerdo, y cubrió algunas de las magulladuras de Stark en su cara. Cuando Stark le preguntó qué haría si fuera su último cumpleaños, ella le dijo que haría lo que quisiera con quien quisiera. Romanoff se retiró y volvió para unirse a la fiesta.[5]

Tomando en cuenta lo que Romanoff dijo, Stark se emborrachó, coqueteó con Romanoff y la dejó usar un guante de Iron Man para hacer estallar una escultura de hielo.[7] Después de frustrarse con el comportamiento de Stark, James Rhodes, robó la Mark II y participó en una pelea con Stark, haciendo que los invitados a la fiesta salieran. Durante la pelea de Stark y Rhodes, Romanoff se topó con Potts, quien la confrontó diciéndole que desde que llegó sabía que algo no estaba bien. De repente la lucha se trasladó en su camino, haciendo que las dos se fueran. Romanoff se puso en contacto con el Director Nicholas Fury y le informó sobre la situación. Fury se ofreció a venir, aunque Romanoff no estaba de acuerdo.[5]

Revelándose a Stark

"Estás despedida."
"Tú no decides esa parte."
Anthony Stark y Natalia Romanoff[fnt.]

Ahora vestida con su uniforme de S.H.I.E.L.D., Romanoff encontró a Nicholas Fury y Anthony Stark teniendo una discusión en Randy's Donuts para proporcionar un antídoto a corto plazo al envenenamiento de paladio de Stark. Furtiva desde la entrada trasera, Romanoff sorprendió a Stark cuando reveló ser una agente de S.H.I.E.L.D. todo este tiempo. Stark entonces le dijo que estaba despedida, pero Romanoff dejó en claro que no dependía de él decidir eso. Fury le reveló a Stark que Natalie Rushman no era su nombre, sino Natalia Romanoff, que Fury había asignado para vigilarlo. Romanoff le dio a Stark un suero que aplazaba los efectos de la radiación del Reactor Arc, que envenenaba su cuerpo, para poder trabajar en una cura.

Más tarde, Romanoff junto con Nicholas Fury y Phillip Coulson, fueron hasta la mansión de Anthony Stark, donde ella aseguró que todavía iba a permanecer en su posición como asistente.[5]

Visita de Stark

"Me sorprende que te mantuvieras callado."
"Eres muy buena para esto. ¿Cómo lo haces? ¿Sólo lo haces y ya?"
―Natalia Romanoff y Anthony Stark[fnt.]

Después en Industrias Stark, mientras Stark discutía con Virginia Potts sobre sus acciones, Romanoff entró y le pidió a Potts firmar unos papeles. Tratando de interrumpir el silencio incómodo, Stark trató de bromear y después le preguntó a Romanoff si ya se había adaptado a trabajar en la empresa, antes de preguntarle si en verdad se llamaba Natalie, pero Romanoff simplemente ignoró sus comentarios.

Cuando Potts se fue, Stark se impresionó de la actitud de Romanoff, esta último afirmó sarcásticamente como Stark tuvo la capacidad de mantenerse callado con todo lo que ha estado pasando. Él le dijo que le resultaba increíble como Romanoff hacía todo lo que estaba haciendo, y cuestionó si en realidad sabía latín, a lo que Romanoff le respondió hablando dicho idioma, y lo tradujo diciéndole que "él podía conducir hasta su casa o ella podía hacer que lo recojan" mientras dejaba solo a Stark.[5]

Infiltración en la sede de Hammer Industries

"Quédate en el auto."
"No, no me voy a quedar aquí."
"Dije que te quedes en el auto."
"¿Por qué te pusiste eso? Y no voy a dejar que entres sola."
"¿Quieres ayudar? No apagues el auto."
―Natalia Romanoff y Harold Hogan[fnt.]

Romanoff asistió a la Stark Expo con Virginia Potts cuando los Hammer Droides atacaron a todos, y Anthony Stark procedió a enfrentarlos, con James Rhodes siendo controlado por alguien a través de su armadura. Romanoff y Potts, decididas a buscar respuestas, localizaron a Justin Hammer, quien en lugar de darles información valiosa les pidió irse. Frustrada por esto, Romanoff le aplicó una llave a Hammer y le forzó a decirle quién estaba detrás del ataque de los Hammer Droiders, solo para descubrir que se trataba de Ivan Vanko. Como Vanko se encontraba manejando a los Hammer Droides desde la sede de Hammer Industries, Romanoff dejó a Potts, y le pidió a Harold Hogan que la lleve a ese lugar para detenerlo.

Mientras Hogan conducía, ella empezó a cambiarse y ponerse su uniforme de S.H.I.E.L.D., haciendo que Hogan intente mirarla por medio del espejo del automóvil, pero Romanoff le pidió que se concentre en manejar. Cuando llegaron a la instalación, Hogan se enfrentó al primer guardia que vieron, y Romanoff continuó explorando el terreno. Ella entonces se encontró con otro guardia, a quien dejó tirado al suelo lanzándole unos dispositivos que liberaron electricidad. Romanoff procedió a lanzarse desde los muebles para patear y golpear a los otros e hizo uso de sus artilugios para obstruir la visión de sus oponentes y detener sus ataques hasta derribarlos a todos.

Romanoff dejó a los guardias inconscientes en el suelo y siguió localizando a Vanko, solo para descubrir que él se había ido. Ella fue capaz de recuperar el control sobre la armadura de James Rhodes, y se comunicó con Stark, afirmando que su nuevo Reactor Arc parecía darle mayor energía y sus signos vitales estaban bien. Como Potts y Stark comenzaron a discutir innecesariamente, Romanoff los convenció de detenerse y le avisó a Stark que Vanko estaba llegando a la Stark Expo. No mucho después, ella recuperó los datos de Hammer Industries y se marchó.[5]

Vigilando a Bruce Banner

Volviendo a las instalaciones de S.H.I.E.L.D. con los datos, Nicholas Fury le dio órdenes de ir a la Universidad de Culver y vigilar a Bruce Banner. Al llegar allí, ella presenció cómo Banner quedó atrapado en el puente por el general Thaddeus Ross y su ejército; Banner se transformó y se generó una batalla. Romanoff llamó a Fury y apenas escapó ilesa, revelándole que Ross había alterado a Emil Blonsky debido a que tenía habilidades sobrehumanas. Fury se vio obligado a desplegar a Romanoff después de que Ross reveló, en una breve conversación, que tenía la intención de capturar a Banner. Sin embargo, llegó demasiado tarde e informó a Fury por teléfono que Ross había capturado a Banner y se lo había llevado en un helicóptero.

Siguiendo las órdenes de Fury, Romanoff supervisó que Banner no haya dejado nada en el laboratorio de Samuel Sterns, con quien había estado recientemente. A medida que se acercaba, ella vio a Blonsky, ahora como Abominación, emergiendo del edificio. Ella después se topó con Sterns, cuya mutación había aumentado su capacidad cerebral exponencialmente. Después de un breve diálogo con él, durante el cual Sterns identificó el lugar de nacimiento de Romanoff por su acento, Romanoff le disparó en la pierna y llamó a un equipo de S.H.I.E.L.D. para arrestarlo. Ella luego presenció la batalla de Hulk y Abominación a distancia.

De vuelta en las instalaciones de S.H.I.E.L.D., Romanoff confrontó a Fury, afirmando que todos los eventos que se estaban llevando a cabo eran demasiado difíciles de manejar.[8]

Regresando a Rusia

Romanoff llegó a Moscú, Rusia, donde buscó la tecnología perdida de Industrias Stark. Como Tatiana Sokolova, trabajó en un club nocturno. Cuando uno de los traficantes de armas ilegales más exitosos del mundo, Fjodorov, fue asesinado por una mujer desconocida, Romanoff se vio obligado a abandonar el club por el techo, luchando contra varios hombres de seguridad y mercenarios hasta alcanzar a la misteriosa mujer del club nocturno. Romanoff habló con la mujer llamada Sofia, y se enteró de que es una "fanática" y quería hacerse cargo del nombre "Black Widow". Romanoff aceptó reunirse con Sofia y rompió todos sus contactos con S.H.I.E.L.D.

Unos días más tarde, Romanoff confrontó a Sofia en un pabellón deportivo en Sochi, donde casi se ahogó en el agua fría, pero fue salvada en el último momento por el agente Coulson. Él le dio a Romanoff el equipo necesario para infiltrarse en el yate de Yuri Klementiev, uno de los socios comerciales del general Starodoub, a quien estaba buscando. Allí, ella se reencontró con Sofia, un encuentro que le costó la vida al agente Gennady Markov.

Cuando Coulson descubrió que el empleador de Sofia era el multimillonario Richard Frampton, Romanoff se infiltró en su sede en Vladivostok. Ella descubrió que Frampton trabajaba para los Diez Anillos y que él había fabricado un misil Jericó que explotaría cerca de la frontera entre Rusia y Corea del Norte, lo que desestabilizaría enormemente la paz mundial. Romanoff se infiltró en el área de lanzamiento y destruyó el misil. Tanto Frampton como Sofia murieron en la explosión.[9]

Invasión Chitauri

Interrogatorio

"¿Dónde está Barton ahora?"
"No sabemos."
"¿Pero está vivo?"
"Creemos que sí. Te daré toda la información cuando regreses. Pero antes tienes que charlar con el tipo enorme."
"Coulson, recuerda que Stark confía en mí tanto como confiaba en Ivan."
"Yo voy con Stark. Tú con el fortachón.
"Bohze moi![10]"
―Natalia Romanoff y Phillip Coulson[fnt.]

El próximo objetivo de Romanoff fue Georgi Luchkov, el corrupto general ruso que ilegalmente vendía armas al mejor postor. Romanoff fue enviada a espiar las actividades de Luckkov, sin embargo, ella fue noqueada por uno de sus secuaces, quien la atrapó furtivamente. Cuando despertó, se encontró atada a una silla; Luchkov la interrogó y, sin darse cuenta, dio a conocer todos sus secretos. No obstante, cuando Luchkov se preparaba para torturarla, su interrogatorio se interrumpió cuando Phillip Coulson llamó y pidió hablar con Romanoff.

Coulson le informó a Romanoff que tenía que irse, pero ella se negó, ya que estaba en medio de un interrogatorio, hasta que Coulson le informó que la vida de Clinton Barton corría peligro. Romanoff puso a Coulson en espera, se liberó de inmediato, y luchó y capturó a Luchkov junto a sus hombres. Coulson le dijo a Romanoff que fuera a reclutar a Bruce Banner, del cual dudó y preguntó si podía reclutar a Anthony Stark, que Coulson ya había cubierto. Luego, Romanoff recogió sus zapatos, abandonó el almacén y fue a buscar a Banner.[2]

Reclutando a Bruce Banner

"Necesitamos su ayuda."
"¿Y si digo que no?"
"Lo convenceré."
"¿Y qué pasa si "el otro sujeto" dice que no?"
"Lleva más de un año sin un incidente. No va a romper esa racha, ¿o sí?"
―Natalia Romanoff y Bruce Banner[fnt.]

Romanoff viajó a la ubicación oculta de Bruce Banner en Calcuta, India. Ella tenía a una niña para actuar como si su padre estuviera enfermo con el fin de llevarlo a una casa abandonada. Banner se dio cuenta de que era una trampa, ya que Romanoff se presentó con calma y le explicó la situación. Romanoff le dijo a Banner que solo estaban ellos dos, lo que era mentira, como varios agentes de S.H.I.E.L.D. estaban afuera esperando órdenes por si Banner se convierte en Hulk. Ella le informó a Banner sobre el Teseracto y que requerían su ayuda para localizarlo, ya que el Teseracto emitía una débil señal de Radiación Gamma.

Romanoff también le afirmó a Banner que Nicholas Fury no le había mencionado nada sobre Hulk. Cuando Romanoff intentó asegurarle a Banner que no sería encarcelado, este último bromeó fingiendo estar enojado para poner a prueba su reacción; ella reaccionó apuntando con un arma en la cabeza, pero Banner explicó con calma que la estaba poniendo a prueba. Romanoff pudo convencer a Banner de trabajar con S.H.I.E.L.D. y le ordenó a los agentes de afuera que se retiraran.[2]

Unidos en el Helicarrier

Romanoff trajo a Bruce Banner al Helicarrier, para ayudar a localizar el Teseracto. Coulson luego llegó con Steven Rogers y presentó a los dos. Luego, Romanoff le dijo a Coulson que lo necesitaban en el puente. Ambos caminaron juntos, y le preguntó si Coulson le había pedido que firmara sus cromos. Ella le presentó a Banner a Rogers y les recomendó que se movieran porque sería difícil respirar. El Helicarrier entonces comenzó a despegar para que los tres entraran. Dentro del Helicarrier, Romanoff le mostró a Banner su laboratorio y continuó buscando a Clinton Barton.[2]

Encuentro en Alemania

"Agente Romanoff, ¿me extrañó?"
Anthony Stark a Natalia Romanoff[fnt.]

S.H.I.E.L.D. localizó a Loki en Stuttgart, Alemania, y Romanoff voló en Quinjet hacia esta ubicación con Steven Rogers. Cuando Rogers luchó contra Loki, Romanoff intentó dispararle, pero no podía hacerlo debido a que Loki usó su magia para hacer aparecer múltiples ilusiones de sí mismo. De repente, la estridente música de Shout to Thrill de AC/DC comenzó a tocar en el Quinjet cuando Anthony Stark voló para ayudar, preguntándole a Romanoff si lo había extrañado, haciendo sonreír a Romanoff. Ellos lograron capturar a Loki y lo trajeron al Quinjet para llevarlo al Helicarrier.

En su camino de regreso al Helicarrier, Nicholas Fury le preguntó a Romanoff si Loki había dicho algo; Romanoff le informó que Loki había permanecido en silencio. De repente, se produjo una inesperada tormenta, y Thor entró en el Quinjet y se fue con Loki. Romanoff preguntó si Thor era otro Asgardiano, antes de que Stark fuera a buscarlo. Rogers luego se unió a Stark, cuando Romanoff le advirtió que debería sentarse porque Thor era básicamente un dios, pero eligió pelear de todos modos diciendo que solo hay un Dios y jamás se vestiría de la misma manera que Thor. Como resultado, Thor terminó uniéndose a ellos para encerrar a Loki.[2]

Interrogando a Loki

"Gracias por tu cooperación."
―Natalia Romanoff a Loki[fnt.]

Mientras Loki estaba encerrado, Romanoff escuchó la conversación entre él y Nicholas Fury. Para mantener a Thor informado, Romanoff le reveló que Erik Selvig y Clinton Barton estaban bajo el control de Loki. Thor rápidamente dejó en claro que aunque Loki hubiera perdido la razón, seguía siendo de Asgard y su hermano, pero como Romanoff le reveló que este había asesinado a ochenta personas en dos días, Thor rectificó lo que dijo afirmando que Loki en realidad era adoptado.

Más tarde, Romanoff se acercó al semidiós Loki, sin ser detectada, para poder interrogarlo, y notó que no mucha gente podía acercarse sigilosamente a él. Ella quería saber qué había hecho con Barton, y Loki le dijo que había ampliado su mente. Cada vez que Romanoff preguntaba qué pasaría con Barton después de que Loki conquistara la Tierra, Loki cuestionó los sentimientos de Romanoff preguntándole si era amor. Romanoff dejó en claro que le debía una deuda a Barton y le contó a Loki su historia con Barton.

Romanoff decidió fingir romper las barreras con Loki para que revelara sus planes, pero Loki comenzó a burlarse de Romanoff contándole acerca de su historia sobre la cual Barton le había mencionado. Loki le dijo a Romanoff que obligaría a Barton a matarla, pero terminó revelando que planeaba desatar al monstruoso alter-ego de Banner, Hulk. Sabiendo esto, Romanoff advirtió a S.H.I.E.L.D. sobre el plan de Loki y fue a acompañar a Banner a su habitación.[2]

Ataque en el Helicarrier

"Doctor. Oye, Bruce, tienes que resistir. Es lo que Loki quiere. Todo estará bien, escúchame. No te abandonaré. ¿Okey? Te juro por mi vida que voy a sacarte, Bruce, vas a estar bien, ya no tendrás que..."
"¿Tú vida?"
―Natalia Romanoff y Bruce Banner[fnt.]

Posteriormente, después de una discusión entre el grupo, Barton, bajo el control de Loki, detonó una bomba en el Helicarrier de S.H.I.E.L.D., que terminó por atrapar a Romanoff junto Banner enojándose debido a la presión. Ella intentó calmarlo, y le ordenó a dos agentes de S.H.I.E.L.D. retirarse, sabiendo que estarían en peligro. No obstante, pronto fue testigo de cómo Banner se transformó en Hulk e intentó huir, pero fue alcanzada y golpeada por este, lo que la dejó sin aliento y le rompió dos costillas. Cuando Hulk se acercó para matarla, Thor lo confrontó, salvando a Romanoff.

Todavía aturdida después de su encuentro con Hulk, Romanoff se vio obligada a enfrentarse a Clinton Barton, quien estaba bajo el control de Loki. Ella se coló por detrás de él en un intento por desarmarlo. Los dos viejos amigos se involucraron en una pelea prolongada, con Barton usando toda su formación de alto nivel para matar a Romanoff, llegando a incluso dispararle varias flechas, aunque ella fue capaz de esquivarlas, además de intentar ponerle un cuchillo en su cuello, mientras él tiraba de su cabello hacia atrás

Al final, Barton no era rival para la velocidad y pensamiento rápido de Romanoff, quien logró desarmarlo y golpearle la cabeza con un tubo de acero. El golpe debilitó el control de Loki sobre la mente de Barton y él reconoció a Romanoff, llamándola por su nombre, antes de que ella lo noqueara con fuerte golpe en la cabeza, rompiendo el control de Loki y restaurando su mente. Romanoff vio como Barton fue llevado por un equipo de S.H.I.E.L.D. para ser rehabilitado.[2]

Recuperación de Barton

"¿Alguna vez alguien se ha metido a jugar en tu mente? Enviándote lejos, para meter a otro ser. ¿Has sentido que te parten en pedazos?"
"Tu sabes que sí."
Clinton Barton y Natalia Romanoff[fnt.]

Clinton Barton fue arrestado y atado, con Romanoff cuidándolo hasta verlo despertar. Luego de haberle narrado su experiencia estando bajo el control de Loki, Barton le preguntó a cuántas personas había asesinado, pero Romanoff se negó a decírselo, no queriendo hacerle sentir más daño, y le dijo que Loki era el único responsable de las muertes y que no debería culparse a sí mismo.

Cuando Steven Rogers llegó pidiéndole a Romanoff que pilotee un Quinjet para ir a la ciudad de Nueva York, Barton le dijo que él podía hacerlo por ella. Después de que Romanoff le dio el visto bueno, Rogers permitió que Barton se uniera a los Vengadores en la misión. Juntos, desobedecieron al Consejo Mundial de Seguridad para hacerle frente a Loki, después de haber descubierto que estaba escondido en la Torre Stark.[2]

Batalla de Nueva York

"¿Alguien me escucha? ¿Ya puedo cerrar el portal?"
―Natalia Romanoff[fnt.]

Con el objetivo de detener a Loki, el pequeño equipo de Vengadores tomó el control de un Quinjet de S.H.I.E.L.D. — Romanoff voló con Clinton Barton y Steven Rogers a la ciudad de Nueva York precisamente cuando el Teseracto abrió un agujero de gusano en el cielo. Como Anthony Stark se estaba encargando de los soldados Chitauri que estaban saliendo del portal, Barton le ayudó haciendo uso de la ametralladora del Quinjet para dispararles desde el aire, mientras volaban entre los edificios.

Ellos encontraron a Thor peleando contra Loki en la parte superior de la Torre Stark y, cuando intentaron ayudar, Loki logró derribar el Quinjet, por lo que el equipo se estrelló contra el suelo, pero pudieron salir ilesos. Mientras que Rogers corrió a darle órdenes al Departamento de Policía de la Ciudad de Nueva York para proteger a los civiles, Romanoff y Barton enfrentaron a una horda de soldados Chitauri, recordando una misión que tuvieron en Budapest hace varios años. Más tarde, el dúo se reunió con Steven Rogers, Thor, Anthony Stark y Bruce Banner, este último se disculpó con Romanoff por lastimarla en el Helicarrier. Como un Leviatán se acercaba a los Vengadores, Banner se transformó en Hulk y detuvo a la criatura, mientras que Stark le lanzó un misil, destruyéndolo.

Asumiendo el liderazgo de los Vengadores, Steven Rogers le ordenó a Romanoff combatir a su lado, mientras los demás peleaban en el cielo o edificios cercanos. Ella y Rogers lucharon juntos, acabando con múltiples Chitauri, hasta que Romanoff se vio forzada a usar un bastón Chitauri para pelear. Sin embargo, ambos gastaron sus energías, y Romanoff comentó que jamás iban a dejar de pelear a menos que cierren el portal. Teniendo en cuenta lo que dijo, Rogers permitió que Romanoff se impulse con su escudo para saltar y alcanzar un Carruaje Chitauri, que ella manipuló para volar a la cima de la Torre Stark. De repente, cuando comenzó a ser perseguida por Loki, Romanoff le pidió a Clinton Barton dispararle desde el cielo, librándose de él exitosamente.

Romanoff llegó a la Torre Stark y se reunió con Erik Selvig, quien estaba libre del control mental de Loki. Juntos, descubrieron la manera de cerrar el portal utilizando el Cetro, pero cuando Romanoff estaba a punto de hacerlo, Anthony Stark le pidió esperar, ya que el Consejo Mundial de Seguridad tomó la decisión de enviar un misil nuclear a la ciudad. Luego de que Stark desviara el misil hacia el agujero de gusano para destruir el Centro de Comando Chitauri, Romanoff cerró el portal.[2]

Consecuencias

Los Vengadores regresaron a la Torre Stark y encontraron a Loki malherido debido a un enfrentamiento que tuvo con Hulk, por lo que este se rindió y bromeó pidiendo un trago que Stark le había ofrecido anteriormente.[2] Como Romanoff no sabía que hacer con el Cetro, Rogers le pidió esperar a STRIKE para que se lo lleven a S.H.I.E.L.D.. Cuando Jasper Sitwell y STRIKE llegaron, Romanoff le entregó el Cetro a Sitwell, no sin antes darle algunas advertencias sobre el cuidado que debían tener con el Cetro. Acto seguido, Romanoff compartió unas bebidas con Barton.[11]

Todavía cansados por la batalla, los Vengadores fueron al restaurante de Shawarma que Stark les había sugerido y se quedaron comiendo en silencio.[12] Ellos luego fueron interrumpidos por James Rhodes, quien llegó de una batalla contra los Diez Anillos desde Hong Kong, solo para descubrir que los Vengadores ya detuvieron la invasión con éxito.[13]

Los Vengadores se reunieron al día siguiente en el Central Park para supervisar el regreso de Thor, Loki y el Teseracto a Asgard. Mientras Loki estaba encadenado, Romanoff le susurró algo al oído de Barton, causando que él sonriera. Cuando los miembros del equipo se fueron cada uno por su lado, Romanoff y Barton se subieron a un automóvil de S.H.I.E.L.D.[2]

Misiones con Steven Rogers

Recuperando el Zodiaco

Más adelante, Romanoff comenzó a trabajar con Steven Rogers y Brock Rumlow en misiones con S.H.I.E.L.D. . Una de estas operaciones se produjo tras el robo del arma Zodiaco de S.H.I.E.L.D., con Romanoff recibiendo la tarea de infiltrarse en la célula terrorista de un hombre conocido como Baker, utilizando el alias "Audrey". Haciéndose pasar por Audrey, ella pasó varias semanas encubierta para determinar cuál era el plan de Baker para el Zodiaco.

Al descubrir el plan de Baker para lanzar el Zodiaco en la Torre Willis en Chicago durante el apogeo del día, matando a todos dentro, Romanoff alertó a Rogers. Más adelante, Romanoff, Rogers y Rumlow se enfrentaron a Baker y, después de un breve combate, sometieron a los terroristas y recuperaron el Zodiaco. Rogers quería saber porqué S.H.I.E.L.D. les mintió sobre el Zodiaco, etiquetándolo como destruido; Romanoff le explicó que de esta manera nadie vendría a buscarlo.[14]

Recogiendo a Rogers

"Hola caballeros. ¿Alguno conoce el Smithsoniano? tengo que pasar por un fósil."
"Que graciosa."
―Natalia Romanoff y Steven Rogers[fnt.]

Romanoff fue a Washington, D.C., donde recogería a Steven Rogers, quien estaba hablando con Samuel Wilson. Romanoff le envió a Rogers un mensaje de texto para reunirse con ella, ya que tenían una misión. Cuando Rogers se abrió camino al automóvil, Romanoff bromeó sobre su edad llamándolo fósil. Luego los dos se fueron para reunirse con STRIKE.[3]

Secuestro y Recuperación del Lemurian Star

"Nuestra misión es rescatar a los rehenes"
"No, esa era tu misión e hiciste un buen trabajo."
"Pusiste en peligro toda la operación."
"Creo que estás exagerando."
Steven Rogers y Natalia Romanoff[fnt.]

Romanoff y Rogers fueron enviados con el equipo de STRIKE dirigido por Brock Rumlow para liberar el Lemurian Star, el barco de S.H.I.E.L.D. en el Océano Índico que fue secuestrado por piratas dirigidos por Georges Batroc. Mientras el equipo se preparaba para aterrizar, Romanoff y Rogers charlaron sobre los planes del sábado por la noche que Rogers no tenía. Ella también intentó convencer a Rogers de salir con una mujer, pero él afirmó que estaba demasiado ocupado, y lo vio saltar del Quinjet sin un paracaídas.

Cuando los Rogers y el resto del equipo de STRIKE fueron a rescatar a los rehenes, Romanoff le sugirió a la enfermera que estaba al otro lado del pasillo y se dirigió a la sala de máquinas. Cuando Georges Batroc le ordenó a un pirata que pusiera en marcha los motores, Romanoff se colocó detrás de él y lo dejó fuera de combate, así como a varios piratas más. Rogers le preguntó a Romanoff por su estatus, ya que estaba en medio de una pelea con unos pocos piratas en la sala de máquinas. Ella aseguró la habitación y noqueó al último pirata con un golpe en la cara con una tubería de acero.

Cuando Rogers noqueó a Batroc, descubrió que la verdadera misión de Romanoff era recuperar confidencialmente archivos de S.H.I.E.L.D. en una unidad USB. Mientras los dos discutían acerca de la misión, Batroc les lanzó una granada, por lo que ambos saltaron por la ventana, solo para evitar la explosión. Romanoff asumió la responsabilidad de que Batroc se escapara y los dos se dirigieron al Quinjet.[3]

Fugitiva de S.H.I.E.L.D.

"Bésame."
"¿Qué?"
"Las muestras públicas siempre incomodan a las personas."
"Sí, exacto."
―Natalia Romanoff y Steven Rogers[fnt.]

Más adelante, Romanoff se reunió con Steven Rogers en el hospital y fue testigo de la operación de Nicholas Fury, quien fue atacado por un hombre enmascarado. Romanoff le preguntó a Rogers sobre el tirador cuando Maria Hill se unió a ellos y les dijo que el balística era imposible de rastrear. Luego, los tres observaron cómo los médicos intentaban revivir a Fury, pero no reaccionó, aparentemente muriendo. Romanoff le preguntó a Rogers porqué Fury estaba en su apartamento la noche en que le dispararon, y le dijo que no lo sabía, pero Romanoff sabía que estaba mintiendo.

Después de que Rogers se convirtió en un fugitivo de S.H.I.E.L.D. por ocultar información valiosa, este regresó al hospital para recuperar el USB que dejó en una máquina expendedora detrás de chicles, solo para descubrir que ya no estaba. Romanoff se colocó detrás de él, revelando que ella tomó el USB. Rogers le preguntó sobre la ubicación del dispositivo USB y qué había en él, cosa que Romanoff desconocía. Luego le dijo que el hombre enmascarado que mató a Fury era un espía conocido como el Soldado del Invierno y que ella se había encontrado con él algunos años atrás.

Romanoff, quien ahora también estaba huyendo de S.H.I.E.L.D., siguió a Rogers y fueron a un cibercafé para ver si había alguna información valiosa en el disco. A medida que Romanoff intentaba descifrar el dispositivo USB, ella le informó a Rogers que tenían nueve minutos hasta que llegara S.H.I.E.L.D. para buscarlos. Mientras los dos descubrían de dónde venía el USB, uno de los empleados de la tienda les preguntó si necesitaban ayuda, a lo que Romanoff le dijo que ella y Rogers estaban buscando lugares para la luna de miel, como el dispositivo USB apuntó al Campamento Lehigh, Nueva Jersey. Brock Rumlow y su equipo intentaron encontrarlos, pero no lo hicieron. A la salida, Romanoff hizo que Rogers la besara para hacer que los agentes de STRIKE desvíen la mirada.[3]

Sublevación de HYDRA

Planes de HYDRA

"¿Nadie especial aún?"
"Por desgracia no es sencillo encontrar a alguien que comparta mis experiencia."
"Bueno, solo tienes que inventar otro pasado."
"¿Cómo haces tú?"
"No lo sé, la verdad depende de las circunstancias. No a todos les conviene lo mismo todo el tiempo."
―Natalia Romanoff y Steven Rogers[fnt.]

Más tarde, ambos robaron una camioneta y se dirigieron al Campamento Lehigh, donde Rogers había entrenado durante la Segunda Guerra Mundial. Ellos encontraron un sótano lleno de computadoras viejas dentro de una oficina de S.H.I.E.L.D. — En ese lugar, se encontraron con una ranura USB de aspecto moderno y colocaron la memoria USB en él.

Las computadoras se encendieron revelando que la conciencia de Arnim Zola había sido puesta en una serie de computadoras, y les contó que fue reclutado por S.H.I.E.L.D. después de la Segunda Guerra Mundial y que ayudó a reconstruir HYDRA dentro de S.H.I.E.L.D. — En la década de los 70, cuando recibió la noticia de que su cuerpo no era salvable, S.H.I.E.L.D., que todavía necesitaba de su ayuda, transfirió su mente a un software. Él había estado trabajando en un algoritmo que quería HYDRA, y les contó que algunas de las muertes de los líderes de S.H.I.E.L.D. había sido debido a HYDRA, mostrándoles la foto de Howard Stark, lo que implicaba que su muerte no pudo haber sido un accidente automovilístico.

Por desgracia, antes de que Rogers y Romanoff pudieran sacarle más información a Zola, se dieron cuenta de que S.H.I.E.L.D. había enviado un misil a su ubicación. Zola cerró las puertas y los atrapó en el interior. Con algunos segundos de margen antes de la explosión, Rogers arrancó unas tablas del suelo y se escondió junto con Romanoff, utilizando su escudo para resguardarse de los escombros. Él sacó a Romanoff de los escombros y huyeron.[3]

Refugiados

"Todo el mundo quiere matarnos."
"No todo el mundo."
―Natalia Romanoff y Samuel Wilson[fnt.]

Los dos fueron en busca de un refugio donde Samuel Wilson, ya que todos los demás estaban tratando de matarlos. Romanoff le dijo a Rogers sus pensamientos sobre S.H.I.E.L.D. y le preguntó si él confiaría en ella si le correspondía salvar su vida, a lo que este respondió que lo hará a partir de ahora. Wilson luego los interrumpió para informarles que hizo el desayuno.

Romanoff y Rogers comenzaron a cuestionar quién podría lanzar un ataque con misiles domésticos; Rogers descubrió que esa persona podría ser Alexander Pierce y que el Algoritmo de Zola estaba a bordo del Lemurian Star junto con Jasper Sitwell. Mientras los dos pensaban cómo secuestrar a Sitwell, Wilson decidió ayudarles y les mostró los archivos de misiones en los que había estado, así como los archivos del traje EXO-7 Falcon que usó en sus misiones. Wilson les dijo dónde podían encontrarlo, que Romanoff no vio que era un problema.

Ellos se dirigieron a Washington, D.C. para capturar a Jasper Sitwell, que tras terminar de tener una reunión con el Senador Stern, fue llamado por Wilson, quien le obligó ir hasta la azotea de un edificio alto. Allí, Romanoff y Rogers lo interrogaron, aprendiendo que el Algoritmo de Zola podría calcular si una persona representaba una amenaza para HYDRA en el presente o en el futuro y que, por ello, iban a usar el Proyecto Insight con el propósito de eliminarlos; mencionando a Anthony Stark, Bruce Banner y Stephen Strange.[3]

Regreso del Soldado del Invierno

Romanoff, Rogers, Wilson y Sitwell se fueron en un automóvil, planeando ir al Triskelion con el fin de detener el Proyecto Insight, aunque Sitwell consideró que era una mala idea. Ellos todavía siguieron su camino hasta que fueron atacados por el Soldado del Invierno y sus hombres. Rápidamente, Sitwell fue eliminado siendo lanzado a distancia hacia la pista, con el Soldado del Invierno dañando el automóvil y forzando al trío a huir.

Mientras continuaba la lucha, Romanoff logró dispararle al Soldado del Invierno. Después, ella decidió correr con la esperanza de escapar, pero el Soldado del Invierno la alcanzó. Sabiendo que no podía escapar, Romanoff lo distrajo con un mensaje de radio en su teléfono que le permitiría saltar sobre él. Romanoff y el Soldado del Invierno participaron en una lucha mano a mano, con Romanoff haciendo uso de sus habilidades como espía y artilugios a fin de vencerlo.

Después de someter temporalmente al Soldado del Invierno, Romanoff siguió corriendo y ordenándole a los civiles que se fueran, cuando recibió un disparo en el hombro. Rogers la salvó y luchó contra el Soldado del Invierno hasta que le quitó la máscara y descubrió que era James Barnes. Antes de que él pudiera dispararle a Rogers, Romanoff lo salvó disparando un lanzagranadas, lo que le obligó a huir. Rogers, Romanoff y Wilson luego fueron rodeados por Brock Rumlow y los agentes de S.H.I.E.L.D., siendo puestos bajo custodia.[3]

Reuniéndose con Nicholas Fury

Durante el viaje en la furgoneta, Wilson pudo ver que Romanoff necesitaba un médico, ya que estaba perdiendo sangre por su herida de bala. Los tres fueron rescatados por Maria Hill, quien se disfrazó como guardia de HYDRA y noqueó al otro guardia que le acompañaba. Ella utilizó un dispositivo para abrir un agujero y escapar.

Hill los llevó hasta una instalación secreta, donde Nicholas Fury estaba descansando, revelando que él no murió, sino que había tomado Tetrodotoxina B, un suero anti-estrés desarrollado por Bruce Banner, que bajó su ritmo cardíaco a sólo uno por minuto, así pareciendo que estaba muerto. Mientras Romanoff era atendido por un médico, Hill y Fury explicaron que el Proyecto Insight se activaría en unas horas y que tenían que actuar rápido, ya que si los Helicarriers eran activados, estos asesinarían a cualquiera que sea una amenaza para HYDRA. La única manera de evitar que se activaran sería insertando tres chips especiales para quitarle el control sobre los Helicarriers a HYDRA.[3]

Batalla en el Triskelion

"¿Segura que estás lista para que te conozcan cómo eres en realidad?"
"¿Y usted?"
Alexander Pierce y Natalia Romanoff[fnt.]

Para detener el Proyecto Insight, Romanoff usó un Velo Fotostático para disfrazarse como la concejal Hawley, miembro del Consejo Mundial de Seguridad. Como Romanoff se quedó con Alexander Pierce, Rogers, junto con Wilson y Hill se infiltraron en el Triskelion y revelaron que HYDRA se había infiltrado dentro de S.H.I.E.L.D.. El consejo fue detenido por STRIKE, que eran todos agentes de HYDRA hasta que Romanoff los derribó y evitó que Pierce ejecutara a Singh, antes de quitarle la máscara. Luego, Romanoff comenzó a deshabilitar los protocolos de seguridad, publicando toda la información S.H.I.E.L.D. y los secretos de HYDRA al mundo en internet.

Como se requería la desactivación de la encriptación, que necesitaba a dos miembros nivel alfa, Romanoff le dijo a Pierce que la compañía estaba viniendo, cuando apareció Nicholas Fury. Fury y Pierce dieron sus autorizaciones para publicar todos los archivos en internet, solo para que después Pierce active un botón en su teléfono, causando que todos los miembros del consejo fueran ejecutados debido a las etiquetas con nombre que tenían, excepto a Romanoff. Como Rogers y Wilson tuvieron éxito en destruir los Helicarriers del Proyecto Insight, Pierce le ordenó a Romanoff que lo acompañara, pero mientras él escapaba, Romanoff usó su mordedura de Black Widow en sí para desarmar su placa de seguridad, permitiendo que Fury le disparara a Pierce, matándolo. Fury luego verificó a la inconsciente Romanoff, quien despertó a los pocos segundos y aseguró que le dolió lo que hizo.

Romanoff y Fury pilotaron el helicóptero, y volaron a la ubicación de Samuel Wilson en el piso 41 del Triskelion, donde un Helicarrier se estrelló. Ellos volaron el helicóptero alrededor de la esquina noroeste para llevarse a Wilson, que se zambulló por la ventana y cayó por el helicóptero, pero fue atrapado por Romanoff. Luego, los tres se marcharon volando mientras Romanoff le preguntaba a Hill si sabía dónde estaba Rogers.[3]

Declaración ante el Departamento de Defensa

"Sé que no me pondrán en prisión. Sé que no pondrán a ninguno en prisión. ¿Les digo por qué? Porque nos necesitan. Sí, el mundo es un lugar vulnerable. Y sí, ayudamos a volverlo así. Pero también somos los más calificados para defenderlo. Así que si quieren arrestarme, arréstenme. Saben donde hallarme."
―Natalia Romanoff[fnt.]

Romanoff más tarde asistió a una investigación gubernamental sobre el asunto de HYDRA. Allí se le preguntó porqué nadie había oído hablar sobre Steven Rogers recientemente, a lo que ella declaró que no tenía nada que decirles sobre él y también les mencionó que HYDRA le había vendido mentiras al gobierno. Cuando se le advirtió a Romanoff que debía ser arrestada, esta declaró que ella y los otros agentes que lucharon contra HYDRA en la Sublevación de HYDRA no serían arrestados porque eran las personas más preparadas y calificados para proteger al mundo. Romanoff después abandonó la investigación, y ahora que sus secretos fueron revelados, necesitaba formar una nueva identidad.[3]

Nuevo comienzo

"¿No irás con él?"
"No."
"¿No te quedarás?"
"No. Expuse mi identidad. Tengo que buscar otra."
Steven Rogers y Natalia Romanoff[fnt.]

A petición de Steven Rogers, ella se puso en contacto con algunos de sus conocidos en Kiev, que le entregaron un viejo documento de alto secreto de Rusia sobre James Buchanan Barnes. Más tarde, se detuvo en la falsa tumba de Fury para darle el documento a Rogers. Ella le dijo que no acompañaría más a Fury y quería buscar una nueva identidad para sí misma. Antes de separarse, Romanoff le pidió que llame a Sharon, le dio un beso de despedida y le advirtió que tenga cuidado al profundizar en la búsqueda de Barnes.[3]

Unos meses más tarde, después de la reorganización de Phillip Coulson sobre S.H.I.E.L.D., Romanoff recibió la llamada de la agente Melinda May.[15] Más adelante, Romanoff regresó a Rusia con la esperanza de encontrar a sus padres, a quienes apenas conocía. Cuando consiguió una ubicación, todo lo que encontró fueron dos tumbas, por lo que colocó algunas flores en ellas. Romanoff regresó a casa aceptando lo que tenía cuando lo tuvo.[16]

Guerra contra HYDRA

Ataque a la Base de Investigación de HYDRA

"Oye, fortachón. El sol se está ocultando."
―Natalia Romanoff a Hulk[fnt.]

Con la creciente amenaza de HYDRA, los Vengadores estaban oficialmente reunidos bajo el apoyo financiero de Anthony Stark con la Torre de los Vengadores como su cuartel general, embarcándose en varias misiones para echar abajo los planes de dominación mundial de HYDRA. Durante este período, Romanoff comenzó a desarrollar sentimientos hacia Bruce Banner. Ella también creó un arrullo que podía utilizar para transformar exitosamente a Hulk de vuelta en Banner.

Romanoff y los Vengadores atacaron la base de HYDRA del Barón Wolfgang von Strucker con el objetivo de recuperar el Cetro de Loki. Ella robó un jeep durante el transcurso del ataque y saltó de él cuando dicho vehículo se estrelló. Procediendo a usar sus habilidades y armas, Romanoff sometió a varios soldados de HYDRA, hasta que se encontró con Clinton Barton lesionado. Thor llegó para llevarse a Barton al Quinjet, mientras que Hulk ayudó a protegerlos. Luego de que Stark desplegara la Legión de Hierro, Romanoff supervisó el arresto de los soldados de HYDRA restantes. Como Rogers capturó a Strucker, y Stark recuperó el Cetro, Romanoff decidió buscar a Hulk para aplicar el arrullo, haciéndolo regresar a Bruce Banner.

De regreso a la Torre de los Vengadores, Banner escuchó música clásica hasta que Romanoff se acercó a él para decirle que el arrullo había funcionado mejor que nunca y le agradeció por ayudar a Barton. Luego, Romanoff le pidió a Thor una evaluación del desempeño de Hulk en el campo de batalla. Thor comentó sobre su violencia, pero al ver que esto molestó a Banner, puntualizó que las heridas que le había infringido a los soldados de HYDRA no eran fatales. Cuando volvieron a la Torre de los Vengadores, Romanoff se quedó al lado de Barton mientras Helen Cho lo curaba con el Arca.[4]

Celebración en la Torre de los Vengadores

"Todos mis amigos son peleadores. Y en cambio él, pasa su vida evitando hacerlo porque sabe que va a ganar."
"Se oye estupendo."
"Y también es u gran nerd. A las chicas les gusta."
―Natalia Romanoff y Bruce Banner[fnt.]

Después, Anthony Stark organizó una fiesta en la Torre de los Vengadores para celebrar la victoria contra HYDRA. Durante la fiesta, Romanoff habló con James Rhodes e hizo de bartender para los invitados. Ella coqueteó con Banner para que entendiera que sentía algo por él y le contó acerca de cómo todos sus amigos eran luchadores, excepto Banner, ya que se mantenía fuera de la pelea porque sabía que iba a ganar.

Más tarde, muchos de los invitados se fueron, permaneciendo sólo los Vengadores y algunos otros invitados todavía bebiendo. Allí, Thor retó a los Vengadores a intentar levantar el Mjolnir, con Romanoff decidiendo ser solo una simple espectadora mientras veía a los demás fallar y cuando llegó el turno de Bruce Banner, este último fingió convertirse en Hulk, lo que divirtió a Romanoff. Como nadie podía levantar el martillo, Thor declaró que esta se debía a que ninguno era digno de él.[4]

Ofensiva de Ultrón

Ataque en la Torre de los Vengadores

"Te pido por favor que no te pongas verde."
"No lo haré."
―Natalia Romanoff y Bruce Banner[fnt.]

El juego fue interrumpido cuando un centinela de la Legión de Hierro creado por Anthony Stark apareció por sorpresa, y al confesar que era el resultado del Programa Ultrón que Stark había creado con el Cetro junto con otras copias de si mismo, convocó a sus robots para atacar al equipo. Romanoff se puso a cubierta detrás del bar y arrastró a Banner hasta que cayó sobre ella, a lo que Romanoff le pidió a Banner no convertirse en Hulk, reconociendo que las emociones fuertes eran la causa de su transformación.

Luego sacó una pistola oculta debajo del bar para ayudar a los demás a luchar. Después cubrió a Banner mientras los dos se dirigían a un lugar más seguro arriba. Sin embargo, el ataque fue una distracción, y uno de los robots se fue con el Cetro mientras los Vengadores y sus amigos estaban enfrascados en la batalla. Eventualmente todas las armaduras fueron derrotadas a excepción del primer centinela de la Legión de Hierro, que anunció sus intenciones de acabar con los Vengadores para lograr su idea de paz, antes de ser destrozado por Thor.[4]

Discusión

A medida que el equipo se fue reagrupando, comenzaron a discutir sobre lo que había ocurrido, y Anthony Stark confesó haber participado la creación de Ultrón, aunque todavía defendió firmemente la idea, ya que creía que era un plan beneficioso para salvar al mundo. Thor, claramente molesto por la imprudencia de Stark, lo sujetó por el cuello, pero Rogers fue capaz de calmarlo. Así mismo, Romanoff supuso que Ultrón podría saber incluso más que ellos mismos de lo que imaginaban, y declaró que esta vez Stark metió la pata como nunca.

El equipo más tarde se enteró de que Ultrón había enviado un mensaje sobre el asesinato del Barón Wolfgang von Strucker, dejando la palabra PAZ escrita con su sangre. Trabajando juntos, el equipo determinó que Ultrón iría después por Vibranio y que lo conseguiría por medio de Ulysses Klaue en Johannesburgo.[4]

Batalla en el Deshuesadero

"Natasha, necesito un arrullo."
"Me temo que eso no va a suceder."
Anthony Stark y Clinton Barton[fnt.]

Cuando comenzaron a aparecer informes de robots atacando fuentes de Vibranio, los Vengadores corrieron a un depósito de chatarra costero en África, donde encontraron a Ultrón, junto con Pietro y Wanda Maximoff, tomando el Vibranio. Cuando Stark, Rogers y Thor confrontaron a Ultrón directamente, Romanoff y Barton se quedaron atrás para proporcionar cobertura. Como las negociaciones pacíficas fracasaron rápidamente, Ultrón y los Maximoff atacaron, al mismo tiempo que Klaue mandó a sus soldados a atacar a los Vengadores.

Romanoff venció a muchos de los soldados de Klaue para proteger al resto de los Vengadores del ataque mientras derrotaban a los Centinelas de Ultrón, manteniéndose firme hasta que finalmente fue noqueada. Con Romanoff inconsciente, Barton logró derrotar al resto de los soldados y despejar el área. Romanoff llegó poco después, pero quedó incapacitada de nuevo cuando Wanda Maximoff se coló detrás de suyo mientras aún estaba aturdida y le infligió una visión de pesadilla. Ella apareció en un recuerdo de su pasado mientras la lucha continuaba a su alrededor y el enemigo escapaba.

En la visión, Romanoff revivió experiencias en la Academia de la Habitación Roja, el lugar donde creció y fue entrenada para ser una asesina. Romanoff bajó las escaleras y se encontró con Madame B., su antigua mentora, quien comentó que Romanoff no era frágil y le dijo que celebrarían después de la ceremonia de graduación. Romanoff mostró preocupación por fallar, pero Madame B. le aseguró que no lo haría. Romanoff luego disparó a unos pocos objetivos seguidos por un humano que ella ejecutó. Madame B. dejó en claro que la ceremonia era necesaria para que ocupara su lugar en el mundo, que ella creía que no tenía. Romanoff fue esterilizada entonces, para evitar distracciones y centrarse únicamente en sus misiones.

Como la mitad de los Vengadores sufriendo las pesadillas de Wanda, Stark luchó contra Hulk, también víctima de los poderes de Wanda. Stark le pidió a Romanoff que le diera a Hulk un arrullo, pero Barton le informó que no iba a poder ayudarlo, ya que estaba desorientada por las visiones. Cuando los Vengadores se retiraron en el Quinjet, Romanoff, junto con Rogers, Thor y Banner permanecieron temporalmente marcados por lo que vieron.[4]

Retiro

"Natasha ¿a donde iré? ¿en qué lugar no amenazo a nadie?"
"Para mí no eres una amenaza."
"¿Estás segura? y aunque no lo sea, no hay futuro conmigo. Nunca podré tener esta vida... hijos... compréndelo. Físicamente no puedo."
Bruce Banner a Natalia Romanoff[fnt.]

Aún atormentada por los sucesos vistos en su pesadilla, Romanoff fue llevada junto al equipo a la granja de la familia de Clinton Barton, donde conoció a sus dos hijos, y fue conocida como la "Tía Nat", cosa que le agradó. También tuvo la oportunidad de volver a hablar con Banner en privado sobre sus sentimientos. Cuando ella le preguntó sobre su próximo movimiento, Banner le explicó que iba a huir, dado que el Ejército volvería a perseguirlo debido a los actos de Hulk. Romanoff decidió acompañarlo, pero Banner se negó, ya que no podían estar juntos, él no tenía un lugar exacto a donde ir, y no podía tener una familia como personas normales.

Al escuchar esto, Romanoff le habló sobre su entrenamiento en la Habitación Roja, donde fue esterilizada, lo que la hizo perder la capacidad de tener hijos y se convirtió en una asesina buscada por distintas organizaciones, comparándose con un monstruo al igual que Hulk, dando a conocer que no eran tan diferentes y de todas maneras estaba dispuesta a seguirlo. Luego de una breve discusión, ambos acordaron huir juntos después de derrotar a Ultrón.

Más tarde, Nicholas Fury también llegó a la granja, y convenció al equipo de seguir enfrentando a Ultrón. Después de que Banner hiciera la observación de que Ultrón estaba tratando de evolucionar, los Vengadores restantes se dividieron en dos grupos, con Romanoff uniéndose a Rogers y Barton en un intento por evitar que Ultrón obtenga tecnología de regeneración celular en Corea del Sur.[4]

Batalla de Seúl

"Voy a entrar, Cap, ¿puedes mantenerlo ocupado?"
"¿Qué crees que estaba haciendo?"
―Natalia Romanoff y Steven Rogers[fnt.]

El trío, en su intento por evitar que Ultrón complete la creación de un nuevo cuerpo androide para sí mismo, llegó a Seúl en busca de Helen Cho, demasaido tarde. La llegada de los Vengadores provocó que Ultrón huyera con el cuerpo, y Barton lo ubicó escapando en un camión con mucho tráfico. Como Rogers enfrentó a Ultrón y necesitaba ayuda, Barton le señaló a Romanoff que era su turno de abandonar el Quinjet, por lo que ella salió a las calles en una motocicleta.

Romanoff hizo su camino a través de la ciudad, siendo guiada por Barton para llegar a la ubicación de Ultrón. Mientras avanzaba, ella vio el escudo del Capitán América en la pista y lo recogió. Finalmente, Romanoff encontró a Ultrón golpeando a Rogers, a quien le arrojó su escudo de regreso, permitiéndole poder defenderse de Ultrón una vez más. Romanoff luego abordó el camión de Ultrón, que se levantó en el aire, y tuvo éxito en la entrega del androide inactivo al Quinjet que Barton manejaba. No obstante, Romanoff no pudo escapar, ya que había sido capturada por Ultrón y quedó inconsciente.[4]

Secuestrada por Ultrón

"No sabía si despertarías, esperaba que sí. Quiero mostrarte, ya no tengo a nadie más. He pensado mucho en los meteoros, en la pureza que hay en ellos ¡Bum! El fin. Un nuevo inicio, limpian el mundo para que el hombre nuevo reconstruya. Ser nuevo era mi destino, ser perfecto y hermoso. El mundo al mirar al cielo vería esperanza y piedad. En cambio alzan la vista con horror por culpa de ustedes."
Ultrón a Natalia Romanoff[fnt.]

Al despertar, Romanoff se dio cuenta de que fue llevada a la Base de Investigación de HYDRA, donde Ultrón le explicó sus planes para extinguir a la humanidad mediante un meteorito para comenzar una nueva era gobernado por él. Asimismo, Ultrón le mostró un nuevo cuerpo robótico suyo, a pesar de haber perdido al androide por los Vengadores. Una vez que fue encerrada en su celda, Romanoff usó un viejo dispositivo de comunicación de la Guerra Fría, en un intento por exponer su ubicación sin ser detectada, y luego se quedó sentada a esperar a que alguno de sus compañeros la libere.[4]

Batalla de Sokovia

"¿No te harás verde?"
"Tengo una importante razón para no hacerlo."
"En serio te adoro. Pero necesito a Hulk."
―Natalia Romanoff y Bruce Banner[fnt.]

Clinton Barton recibió su señal y se lo reveló al resto de los Vengadores, lo que los llevó a volar a Sokovia para derrotar a Ultrón y rescatarla. Mientras estaba sentada en su celda, Thor destruyó una pared y él junto con Bruce Banner entraron en busca de Romanoff. Eventualmente, Banner se dirigió a la celda donde estaba encerrada y la liberó. Banner quería huir con Romanoff, pero ella sabía que tenía que quedarse a luchar, así que después de besar a Banner, lo empujó por un pozo, forzándolo a transformarse en Hulk. Romanoff entonces se sostuvo de Hulk mientras este último saltaba de la base de HYDRA a Novi Grad aerotransportado.

Los dos continuaron ayudando al resto de los Vengadores, que ahora contaban con la ayuda de Wanda Maximoff, Pietro Maximoff y Visión. Cuando Stark le dijo a Rogers que su única solución para salvar al mundo era destruyendo Novi Grad, Rogers se negó a considerar la idea, ya que estaban poniendo en riesgo la vida de muchos civiles. Romanoff intentó persuadir a Rogers de que considerara la opción, ya que la población mundial lógicamente tendría prioridad sobre la gente de Novi Grad. Cuando Rogers declaró que no dejaría a Novi Grad y su gente a su suerte, Romanoff comentó que moriría con ellos si era necesario.

Ella y Rogers aseguraron que habían peores formas de morir, y que al menos se irían contemplando una gran vista a los cielos. Nicholas Fury interrumpió su conversación diciendo que la vista estaba a punto de mejorar. Fury mostró su Helicarrier y lo usó para promulgar el plan de Rogers y evacuar a los civiles mientras James Rhodes se unía a la batalla. Fury envió un escuadrón de cápsulas de salvación para evacuar a los ciudadanos, mientras que Romanoff y los Vengadores se aseguraran de que nadie se quedara atrás.

Más adelante, Ultrón tenía que usar el núcleo de su dispositivo para provocar que Novi Grad caiga desde los cielos y provoque la extinción de la humanidad chocando contra la superficie. Sin embargo, los esfuerzos combinados de los Vengadores se lo impidieron. Con la batalla casi ganada, Rogers ordenó que el equipo llegara a una cápsula de evacuación y abandonara la ciudad antes de que Stark y Thor destruyeran la ciudad. Romanoff se fue con Barton y confiscaron un automóvil, con Barton hablando un poco sobre cómo renovar el hogar.

Romanoff y Barton volvieron a poner su atención en la evacuación de la población civil, pero pronto ella recordó que debía hacer que Hulk vuelva a su forma humana. Su técnica de arrullo hacia Hulk fue interrumpida por Ultrón, quien estaba al mando del propio Quinjet de los Vengadores y atacó a Hulk con disparos, dejando inconsciente a Romanoff en el proceso. Hulk agarró a Romanoff y la colocó a salvo en el Helicarrier de S.H.I.E.L.D. antes de perseguir a Ultrón para desahogar su furia.

Luego de derrotar a Ultrón y destruir Novi Grad evacuado, Romanoff se enteró de que Hulk seguía en el Quinjet y lo llamó por un enlace de video para que desconecte el modo sigiloso de la nave de tal manea que pudiera localizarlo, sin embargo, Hulk simplemente cortó las comunicaciones, decidiendo abandonar a Romanoff y al resto del equipo.[4]

Nuevos Vengadores

Un nuevo equipo

"Ellos no son la gran maravilla, Natasha."
"Tienen potencial."
"Son buenos, pero no un equipo."
"Hagámoslos un equipo."
Steven Rogers y Natalia Romanoff[fnt.]

Una vez concluida la Ofensiva de Ultrón, Romanoff se trasladó al Centro de los Nuevos Vengadores, con Anthony Stark y Clinton Barton abandonando el equipo, incluido Thor, quién decidió volver a Asgard debido a su extraña visión sobre las Gemas del Infinito. Con el plan de huir con Banner estropeado, Romanoff no tenía más opción que seguir adelante.

Ella recibió un mensaje en su celular por Barton mostrando un video de su hijo recién nacido, Nathaniel Barton. Luego, Nicholas Fury se acercó diciéndole que Banner todavía estaba desaparecido, ya que el modo sigiloso del Quinjet evitaba que fuera rastreado, y que así ganen o pierdan, los problemas siempre iban a venir hacia ellos. Más tarde, Steven Rogers la llamó para ayudarle a entrenar a la segunda encarnación de los Vengadores, que incluía a Wanda Maximoff, James Rhodes, Visión y Samuel Wilson.[4]

Ataque a la sede de IDEI

"Arma asegurada. Gracias Sam."
"No, no es a mí."
"No voy a agradecerle a esa cosa."
"Su nombre es Redwing."
"No le voy a dar las gracias."
"Acaricialo, es bueno."
―Natalia Romanoff y Samuel Wilson[fnt.]

Romanoff estaba en una misión en Lagos con sus compañeros Steven Rogers, Wanda Maximoff y Samuel Wilson, donde esperaban emboscar a Brock Rumlow. Romanoff estaba sentada en una cafetería con Maximoff, observando la zona. Cuando Redwing escaneó un camión de basura, que reveló estar en su máxima capacidad; Romanoff se dio cuenta de que el camión era un ariete. El equipo entonces se trasladó a la sede de IDEI, donde el camión se había dirigido. Mientras Rumlow escapaba del edificio con sus agentes, habiendo robado un arma biológica, Romanoff lo persiguió en una motocicleta. Ella derrotó a los agentes de Rumlow con relativa facilidad, pero fue confrontada por el propio Rumlow, este último lanzó a Romanoff en un camión que contenía a dos de sus agentes, arrojando una granada dentro y cerrando el techo. Romanoff incapacitó a los agentes y usó a un mercenario para protegerse de la explosión de la granada, aunque resultó herida de todos modos.

Rumlow le dio el arma biológica a uno de sus agentes y les ordenó que se separaran, con los Vengadores persiguiéndolos a través de Lagos. Mientras Rogers luchaba contra Rumlow, Romanoff y Wilson persiguieron a los agentes. Romanoff los alcanzó y los sostuvo a punta de pistola; sin embargo, uno de ellos amenazó con dejar caer el arma biológica. Romanoff mató a uno de los agentes cuando Redwing mató al otro sujeto, con Romanoff atrapando el arma biológica antes de que cayera contra el suelo, agradeciendo a Wilson por su ayuda mientras salía del área. Aunque Wilson insistió en que agradeciera a Redwing, Romanoff se negó. La batalla terminó con una explosión que causó Rumlow y accidentalmente Maximoff dirigió cerca de un edificio cercano, que mató a varios civiles.[16]

Guerra Civil de los Vengadores

Acuerdos de Sokovia

"¿Y si tomamos una decisión que no les agrade?"
"Entonces se retiran."
―Natalia Romanoff y Thaddeus Ross[fnt.]

Mientras se recuperaba de la misión en Lagos, a los Vengadores se les mostró los Acuerdos de Sokovia por el Secretario de Estado, Thaddeus Ross, quien los pondría bajo el mando directo de un panel de las Naciones Unidas. Para gran sorpresa de sus compañeros, Romanoff estuvo a favor con Anthony Stark y estaba dispuesta a aceptar los términos de los Acuerdos, ya que de esa maner recuperarían la confianza de las personas. Ella luego llamó a Clinton Barton y le preguntó si iba a firmar los Acuerdos, pero él afirmó que estaba retirado del equipo y por lo tanto no estaba obligado a hacerlo.

En su camino a Viena, donde los Acuerdos serían enmendados, se detuvo en la Catedral de San Lucas, donde Rogers había asistido al funeral de Margaret Carter. Él le preguntó quién más había firmado los documentos, a lo que ella respondió que Stark, Rhodes y Visión habían firmado. Romanoff le preguntó a Rogers si reconsideraría su decisión de no firmar los Acuerdos, diciendo que los Vengadores deberían permanecer juntos sin importar cómo. Él, como ella esperaba, siguió negándose y esta admitió que estaría allí como una amiga para apoyarlo mientras lloraba la pérdida de Carter.[16]

Conferencia de Viena

"Considerando tu último viaje al capitolio no pensé verte especialmente cómoda con esta compañía.
"No lo estoy."
T'Challa y Natalia Romanoff[fnt.]

En la conferencia de Viena, Romanoff se encontró con el príncipe de Wakanda, T'Challa, quien le agradeció por apoyar los Acuerdos de Sokovia. También conoció a su padre, T'Chaka; Dándole sus condolencias por la muerte de los ciudadanos Wakandianos en Lagos. Durante la conferencia, una bomba fue activada, matando a T'Chaka. Las autoridades sospecharon que Bucky Barnes fue responsable del bombardeo por las cintas de seguridad que mostraban al hombre culpable.

Fuera del edificio, Romanoff se disculpó por la pérdida de T'Challa y le prometió que el grupo de trabajo se encargaría de atrapar a Barnes, pero T'Challa dijo que él se encargaría de matarlo. Después, Rogers la llamó y le preguntó si estaba bien. Romanoff respondió positivamente, e instó a Rogers a permanecer fuera del caso con Barnes, o podría empeorar las cosas. No obstante, Rogers insistió en que debía ser él quien trajera a Barnes, ya que no moriría intentándolo. Cuando este colgó el teléfono, Romanoff supo que iba a defender a Barnes.[16]

Escape de James Barnes

"Tony, nos surge encontrar personal."
"Ah, sí. Me haría feliz un Hulk conmigo ahora. ¿Y si le dices?"
"Pues, ¿y tu crees que se pondría de nuestro lado?"
―Natalia Romanoff y Anthony Stark[fnt.]

Steven Rogers, Samuel Wilson, T'Challa y James Barnes fueron capturados por el Centro Común de Lucha contra el Terrorismo y llevados a la sede de la agencia en Berlín. Allí, Romanoff le dijo a Rogers que por ignorar sus advertencias había empeorado las cosas.[16] T'Challa se reunió con Romanoff, quien quedó sorprendida por su identidad secreta como la Pantera Negra. T'Challa señaló que quería llevarse a Barnes a Wakanda, pero Romanoff afirmó que eso sería poco probable. Everett Ross llegó y confirmó que estaría sucediendo tan pronto como el cuestionamiento de Barnes terminara.[17]

Durante la evaluación psicológica de Barnes, se produjo un corte de corriente. Barnes se liberó y trató de escapar; sin embargo, Romanoff, Anthony Stark y Sharon Carter lo confrontaron. No obstante, los tres fueron vencidos, con Barnes estrangulando a Romanoff, pero T'Challa la salvó a tiempo. A pesar de sus esfuerzos, Barnes escapó, aunque Romanoff y Stark sabían que él recibió ayuda de Rogers, quien, junto con Wilson, también se habían escapado de la custodia.

Como Thaddeus Ross sólo les dio 36 horas para capturar a los fugitivos antes de mandar a una unidad especial, Romanoff le dijo a Stark que tenían poco personal, por lo que necesitaban reclutar a más personas que podrían ayudarles en la misión. Stark le preguntó a Romanoff si Hulk podría ayudarles, pero Romanoff sabía que incluso si estuviera aquí, probablemente no estaría de su lado. Más tarde, Romanoff se acercó a T'Challa solicitando su ayuda, prometiéndole que iban a encontrar a Barnes.[16]

Enfrentamiento entre los Vengadores

"Steve, ya sabes lo que va a tener que pasar ¿en serio piensas resolver esto a golpes?"
―Natalia Romanoff a Steven Rogers[fnt.]

Romanoff, junto con Anthony Stark, James RhodesT'Challa y Peter Parker, confrontaron a Rogers en la terminal del aeropuerto de Leipzig-Halle. Ella le preguntó a Rogers si quería salir de la situación a golpes sabiendo lo que estaba por suceder, pero él no se rindió. Cuando Samuel Wilson encontró el Quinjet de Stark en el hangar 5, el resto del equipo de Rogers se reveló y las dos facciones se enfrentaron.

Romanoff se concentró en Scott Lang, quien estaba dudoso de lastimarla, aunque ella le dijo que no insistiera, ya que no tenía ninguna posibilidad de vencerla. Cuando los dos empezaron a luchar, Romanoff empezó a dominarlo, pero Lang se encogió y trató de contenerla. Sin embargo, Romanoff se liberó utilizando su mordedura de Black Widow. Más tarde, Rogers lanzó contra el equipo de Stark un camión de bomberos que se hizo grande por el disco azul de las Partículas Pym, aunque Roamnoff esquivó la explosión con éxito. Stark la ayudó a levantarse y ella le preguntó si pelear era parte del plan; él respondió que había planeado no ser tan duro con ellos, pero ahora iba a cambiarlo.

Cuando llegó Visión para ayudar a Stark, los dos equipos se enfrentaron y corrieron el uno hacia el otro, mientras que Romanoff señalaba que esto no iba a terminar bien. Como las dos facciones chocaron, Romanoff volvió a enfrentarse a Lang brevemente y luego procedió a luchar contra Clinton Barton. Ellos se enfrentaron, y él la arrojó al suelo, con Romanoff preguntándole si aún eran amigos, a lo que Barton afirmó diciéndole que dependía de lo duro que le golpeaba. Romanoff obtuvo la ventaja, no obstante, Wanda Maximoff la detuvo y la lanzó a otro lado, ayudando a Barton. Más tarde, Romanoff se dirigió al hangar del Quinjet, sabiendo que este era el objetivo del equipo de Rogers.

Cuando Rogers y Barnes llegaron al hangar, Romanoff se interpuso y se dio cuenta de que Rogers no iba a detenerse, por lo que decidió seguir su conciencia y confiar en él para arrestar a Helmut Zemo, el causante del atentado en las Naciones Unidas que inculpó a Barnes. Acto seguido, Romanoff utilizó discos para contener a T'Challa, quien estaba justo detrás del dúo y los iba a atrapar. Rogers y Barnes escaparon del aeropuerto en el Quinjet precisamente cuando T'Challa se liberó. Mientras los dos veían a Rogers y Barnes irse, Romanoff le dijo a T'Challa que le había dicho que le ayudaría a encontrar a Barnes, pero no a atraparlo.[16]

En la huida

Pasando a la clandestinidad

"Vienen por ti."
"No soy yo quien tiene que cuidarse la espalda."
Anthony Stark y Natalia Romanoff[fnt.]

Como resultado de un accidente hacia el final del Enfrentamiento entre los Vengadores, James Rhodes fue trasladado al Centro Médico de la Universidad de Columbia, donde se le le tomó una radiografía. Una vez que llegó, Stark se acercó a ella y le dijo que Rhodes podría quedar paralizado de la cintura para abajo.

Stark estaba decepcionado con ella por su traición, alegando que seguía actuando como agente doble. Ella respondió que no habían tratado con Rogers legítimamente, pero Stark se burló de sus inclinaciones hacia Rogers, antes de revelarle que T'Challa le había informado a él y Thaddeus Ross sobre su traición, dándole una amarga advertencia de que el gobierno vendría a arrestarla y que demostró que solo era buena traicionando a la gente. Insultada, Romanoff le dijo que ella no era la que necesitaba cuidarse la espalda, y pasó a la clandestinidad.[16]

Enfrentando a los terroristas

Más adelante, Romanoff se puso en contacto con Wilson y Rogers, este último había ocultado a Barnes en Wakanda, y decidieron formar un equipo para continuar operando y deteniendo crímenes en el mundo.[18] Mientras retomaban tecnología Chitauri de un grupo de terroristas, Rogers, Romanoff y Wilson se encontraron con Nicholas Fury, quien intentó convencer a Rogers de ponerse en contacto con Stark para solucionar el problema, pero él le aseguró que le mandó un comunicado donde Stark lo llamaría si algún día necesitara de su ayuda.[19]

Más tarde, Romanoff utilizó sus contactos de la KGB para rastrear a una organización terrorista provista de armas Chitauri en Siria. Infiltrándose dentro de los terroristas, Rogers, Wilson y Romanoff deshabilitaron las armas y luego partieron hacia Líbano. Romanoff intentó convencer a Rogers de informar a Stark de esto, pero él no quiso hacerlo, ya que pensó que estaba demasiado ocupado haciendo otras cosas.[18]

Guerra del Infinito

Enfrentando a la Orden Oscura

"No queremos matarlos, pero lo haremos."
―Natalia Romanoff a Proxima Midnight y Corvus Glaive[fnt.]

Romanoff había sido contactada por Bruce Banner, quien regresó a la Tierra luego de que Thanos atacara la Estadista donde lo acompañaba Thor, para localizar y proteger a Visión, quien estaba con Wanda Maximoff. Junto a Steven Rogers y Samuel Wilson, los tres Vengadores se enfrentaron a la Orden Oscura en Escocia.

Luego de que Rogers atrapara la lanza de Proxima Midnight, él se la lanzó a Romanoff para herir a Corvus Glaive, dejándolo tirado en el suelo. Cuando el trío se acercó a Glaive y Midnight casi derrotados, Romanoff comentó que era necesario eliminarlos, a lo que Midnight le remarcó que no tendrían otra oportunidad, antes de marcharse con Glaive en su Nave-Q. El equipo luego decidió regresar al Centro de los Nuevos Vengadores para tratar de ayudar a Visión.[20]

Refugiando a Visión

"Hola, Bruce."
"... Nat."
―Natalia Romanoff y Bruce Banner[fnt.]

Al llegar al Centro de los Nuevos Vengadores, Romanoff y sus aliados fueron recibidos por un holograma de Thaddeus Ross, quien se burló de ellos si pensaba que todos sus crímenes serían perdonados solo si se ofrecía a ayudar a vencer a la Orden Oscura. Romanoff simplemente lo ignoró, y cuando Ross le ordenó a James Rhodes que los arreste, él decidió cortar la comunicación y ponerse del lado de Rogers. Bruce Banner también se presentó ante el equipo, resultando en un saludo incómodo entre él y Romanoff.

Los Vengadores fueron informados por Bruce Banner acerca del peligro que representaba Thanos y que él quería la Gema de la Mente de Visión para eliminar a la mitad de la vida en el universo. Rogers y Maximoff protestaron cuando Visión ofreció sacrificarse para destruir la Gema, puesto que así evitarían que Thanos cumpla su cometido. Como Banner pensó en una manera de remover la Gema de la Mente sin matar a Visión y así evitar ambos sean destruidos al mismo tiempo, Rogers decidió que debían partir a Wakanda, donde conseguirían la tecnología necesaria para llevar a cabo el proceso.

Al llegar a Wakanda con su equipo, fueron recibidos por T'Challa, y entraron al laboratorio, donde Romanoff vio como Shuri decidía hacerse cargo de separar la Gema de la Mente de Visión. Repentinamente, aterrizaron naves de las tropas de Thanos a las afueras de la barrera de Wakanda, obligando al ejército de Wakanda y a los Vengadores a salir para hacerles frente.[20]

Batalla de Wakanda

"¿Y eso qué es?"
―Natalia Romanoff[fnt.]

Una vez que las tropas se formaron, Romanoff se unió a Steven Rogers y T'Challa para hablar con Proxima Midnight y Cull Obsidian. Cuando Romanoff preguntó dónde estaba Corvus Glaive; Midnight insinuó que estaba muerto por su culpa. Al ver que no estaban dispuestos a negociar, los tres regresaron a sus puestos para dar inicio a la batalla.

En el conflicto, los Vengadores fueron superados en número por los alienígenas hasta que llegó Thor, acompañado de Rocket y Groot, se unieron apoyando a las fuerzas aliadas. Romanoff y Okoye confrontaron a Midnight en combate después de que ella intentara matar a Wanda Maximoff. Mientras luchaban, Maximoff aprovechó la oportunidad para usar sus poderes y lanzar a Midnight hacia una de las máquinas de guerra de Thanos, matándola.

Una vez que Thanos finalmente llegó a la Tierra, Romanoff intentó impedir que obtuviera la Gema de la Mente, pero tanto ella como sus aliados fueron superados por el Titán Loco. Thanos utilizó la Gema de la Realidad para engendrar jaulas de roca sólida con el fin de inmovilizarla a ella. Una vez que Thanos reunió la seis Gemas del Infinito, chasqueó los dedos y borró a la mitad de la vida en el universo. Romanoff fue una de las pocas sobrevivientes del genocidio y se había liberado de la prisión de Thanos, aceptando la dura derrota con sus demás compañeros.[20]

Afrontando el Chasquido

Conociendo a Carol Danvers

"No sabemos ni siquiera qué es."
"Fury sí. Por favor, hazlo. Avísame cuando encuentres una señal. Quiero saber quién está del otro lado."
Bruce Banner y Natalia Romanoff[fnt.]

Después de la Batalla de Wakanda, los Vengadores, acompañados por Rocket Raccoon, regresaron al Centro de los Nuevos Vengadores. Habiendo descubierto el transmisor buscapersonas que Nicholas Fury había activado antes de desaparecer también, los Vengadores cargaron la batería del Transmisor buscapersonas para que continuara enviando su señal. Mientras Rogers y Romanoff estaban viendo los informes sobre las bajas del Chasquido, Rhodes, quien estaba monitoreando el dispositivo, les informó a Rogers, Romanoff y Banner que el aparato había dejado de transmitir la señal.

Rogers solicitó que reiniciaran el buscapersonas y volvieran a enviar la señal, solo para que Banner respondiera que no tenían idea de para quién era el mensaje. Cuando Romanoff explicó que Fury sabía para quién era la señal y que ella también quería saberlo, se encontraron cara a cara con Carol Danvers, quien les preguntó por el paradero de Fury.[21]

Buscando a Thanos

"Los gobiernos mundiales están en pedazos. Las partes que aún funcionan tratan de hacer un censo y parece que hizo justo lo que dijo que iba a hacer, Thanos eliminó al 50% de las criaturas que existen."
―Natalia Romanoff[fnt.]

Tres semanas después del Chasquido, Danvers encontró y rescató a Anthony Stark, llevando el Benatar a las instalaciones. Romanoff, junto con Steven Rogers, James Rhodes, Bruce Banner y Virginia Potts, salieron y vieron tanto a Stark como a Nebula descender de la nave. Ellos luego se reunieron en la base, donde Romanoff le informó al equipo sobre el Chasquido y las consecuencias que tuvo. Mientras seguían hablando de Thanos, Stark se enojó por el encuentro que tuvo con el Titán Loco y cómo el equipo le había dado la espalda, especialmente Rogers. Sin embargo, debido a que se encontraba débil, este colapsó, por lo que Banner le dio un sedante.

Cuando Danvers decidió salir a buscar a Thanos por su cuenta, Romanoff la detuvo y le informó que ellos trabajan en equipo. Pronto, Nebula les reveló la ubicación de Thanos, Titán II, donde Rocket Raccoon les contó sobre una oleada de energía que ocurrió hace dos días que se parecían al evento que tuvo lugar en la Tierra cuando Thanos hizo el Chasquido. Ellos formaron un plan que consitía en ir tras Thanos, quitarle las Gemas del Infinito y usarlas para traer a todos de vuelta, algo que Romanoff sintió que se lo debían a todos aquellos que se habían ido debido al Chasquido. Mientras discutían si tendrían éxito, Danvers les respondió que sí porque esta vez contaban con su ayuda, lo cual hizo que Thor, quien había guardado silencio en toda la conversación, se levantara de su silla y recogiera el Rompetormentas. Como los Vengadores estaban de acuerdo con el plan, todos abordaron el Benatar.[11]

Emboscada a Thanos

"Sé que esto funcionará."
"Yo sé que sí. Porque no sé lo que voy a hacer si no."
―Natalia Romanoff y Steven Rogers[fnt.]

Los Vengadores, conformados por Romanoff, Steven Rogers, Carol Danvers, Thor, Bruce Banner, James Rhodes, Rocket Raccoon y Nebula, se subieron a bordo de la Benatar con el propósito de emboscar a Thanos. Luego de ser advertidos por Rogers de no vomitar en su nave para aquellos que nunca estuvieron en el espacio, el equipo partió a Titán II haciendo un salto. Cuando llegaron al planeta, Danvers salió de la nave para ver quiénes estaban en el planeta, mientras los demás la esperaban. Romanoff vio que Rogers miraba su brújula y le aseguró que el plan iba a funcionar, a lo que Rogers respondió diciendo que no sabría qué hacer si no resultaba ser así.

Danvers regresó a la nave y les informo a los Vengadores que solo estaba Thanos en el planeta, sin ningún tipo de protección. Sabiendo esto, el equipo comenzó a emboscar al Titán Loco, con Danvers rapidamente irrumpiendo en su casa, haciéndole una llave en la cabeza. Luego, Banner, en la Hulkbuster, se unió rápidamente a ella, agarrándole el Guantelete del Infinito, con Rhodes sosteniendo el brazo derecho de Thanos. Thor llegó y le cortó la mano izquierda a Thanos con la Rompetormentas, liberando el Guantelete y causándole un gran dolor al Titán. Rogers, Romanoff, Rocket y Nebula entraron a la cabaña, y se sorprendieron todos cuando vieron que las Gemas ya no estaban en el Guantelete.

En medio del interrogatorio, Rogers le preguntó por las Gemas, a lo que Thanos reveló que estas ya no tenían otro propósito para él "más allá de la tentación". Como Romanoff le repitió la misma pregunta, Thanos afirmó que había usado las Gemas para destruirlas con sus propias energía, creyendo que así el Chasquido sería irreversible. Rhodes pensó que Thanos les estaba engañando y le sugirió al equipo buscarlas en todo el planeta, pero Nebula declaró que a pesar de los defectos de Thanos, él jamás mentiría. Los Vengadores, con el corazón destrozado, regresaron a la Tierra, pero no antes de que Thor ejecutara a Thanos decapitándolo con el Rompetormentas.[11]

Manteniendo a la familia unida

"Este canal siempre está activo, entonces si algo no sale bien o les da problemas en algún lado, avísenme."
―Natalia Romanoff[fnt.]

Romanoff continuó liderando el equipo de Vengadores, conformado por Carol Danvers, Rocket Raccoon, Nebula, James Rhodes y Okoye, mientras que el resto tomó caminos separados. Ellos operaron en una escala grande de lo que solían hacerlo, ayudando a que el mundo volviera a la normalidad después del Chasquido. Durante ese tiempo, Romanoff se dio cuenta de que su mejor amigo, Clinton Barton, comenzó a masacrar a criminales en todo el mundo debido a la muerte de su familia. Ella intento localizarlo, con la esperanza de encontrarlo y hacerlo entrar en razón sobre sus actos, enviando a Rhodes a encontrarlo, sin éxito.

Cinco años después del Chasquido, Romanoff sostuvo una reunión con los Vengadores, quienes se encontraban en diferentes lugares, donde se le proporcionó información actualizada sobre lo que estaban haciendo. Cuando concluyó la reunión, Romanoff les recordó que el canal estaría abierto si había problemas. James Rhodes se quedó en el canal, diciéndole que estaba en México, todavía siguiendo a Barton, y presenció la escena que había dejado donde muchos miembros del Cartel Mexicano fueron masacrados. A pesar de la inseguidad para continuar buscando a su amigo, Romanoff le preguntó si podía seguir siguiendo sus huellas de todos modos, a lo que Rhodes aceptó. Cuando todos los holograas se desconectaron, Romanoff comenzó a llorar por lo que estaba sucediendo hasta que Rogers entró en la habitación.

Rogers, al darse cuenta de que su amiga estaba angustiada, intentó consolarla, pero ella le impidió que le dijera que mirara el lado positivo, amenazando con golpearlo con su sándwich. Cuando Rogers se sentó, los dos empezaron a hablar de seguir adelante, algo que Rogers había estado diciéndole a otros, pero no fue correspondido por ellos. Romanoff señaló que si ella no guiaba a los Vengadores, nadie lo haría, algo que Rogers creía que podría estar bien. Sin embargo, Romanoff le dijo que ella no tenía nada en su vida hasta que se convirtió en Vengadora, obteniendo una familia y mejorando como persona. Esta declaró que aunque la gente se había ido, aún intentaba ser mejor, y Rogers afirmó que ambos necesitaban una vida normal, que Romanoff sugirió que de preferencia él inicie antes que ella.[11]

Juego final

Regreso de Scott Lang

"Thanos apareció y quedé atrapado ahí."
"Que pena, debieron ser cinco años largos."
"Sí, pero esa es la cosa, no lo fueron. Para mí fueron cinco horas."
Scott Lang y Natalia Romanoff[fnt.]

De pronto, Natalia Romanoff y Steven Rogers escucharon la alarma de la entrada, y vieron que alguien estaba afuera de las instalaciones revelándose como Scott Lang. Romanoff y Rogers se quedaron sorprendidos, ya que creían que Lang también fue víctima del Chasquido, y lo dejaron pasar. Cuando Lang les preguntó si habían estudiado física cuántica, Romanoff respondió que solo para conversar. Sabiendo esto, Lang empezó a explicarles que él estuvo atrapado en el Reino Cuántico hace cinco años después del Chasquido, pero desde su punto de vista solo pasaron cinco horas hasta que fue liberado de allí cuando el túnel cuántico fue accidentalmente activado.

Rogers entonces le sugirió aclarar lo que estaba diciendo, a lo que Lang le dijo que el tiempo funcionaba diferente en el Reino Cuántico, pero como no había forma de navegar en él, este dio a conocer la idea de controlar el Reino Cuántico para ingresar y salir en un punto en el tiempo, de tal manera que puedan revertir el caos provocado por Thanos. Como Rogers preguntó si se estaba refiriendo a una máquina del tiempo, Lang respondió que sí. Pronto, este último comentó que la idea parecía una locura, sin embargo, Romanoff le respondió que no, puesto que ellos ya habían visto de todo, incluyendo un mapache hablador llamado Rocket Raccoon que le mandaba e-mails.[11]

Consultando con los científicos

"Las Gemas están en el pasado. Las encontraremos y volvemos."
"Podemos tronar los dedos. Podemos revivir a los demás."
"O hacer algo peor de lo que él hizo."
Steven Rogers, Natalia Romanoff y Anthony Stark[fnt.]

El trío buscó la ayuda de Anthony Stark, quien estaba viviendo con su esposa e hija en la Residencia Stark. Lang le comentó su plan, no obstante, Stark negó la posibilidad de llevar a cabo el atraco al tiempo y si lo conseguían jamás volverían al mundo real, ya que Lang solo regresó por accidente. Rogers sugirió intentarlo para reunir las Gemas del Infinito en el pasado y llevarlas al presente, con Romanoff diciendo que así podrían revertir el Chasquido, pero Stark vio esto como algo arriesgado. Aunque Rogers seguía mostrándose optimista, Stark afirmó que la esperanza no valía nada si no había un modo lógico e intangible para ejecutar el plan. Cuando Lang estableció respetar las reglas en el tiempo, Stark dedujo que su estrategia se basaba en Volver al futuro y le aclaró que la física cuántica no funcionaba de esa manera. Romanoff le dijo que debían luchar, pero Stark afirmó que eso hicieron y perdieron. Lang volvió a tratar de convencerlo, sin embargo, Stark declinó. Por último, Rogers le comentó debían aprovechar esta segunda oportunidad que tenían, a lo que Stark se negó, temiendo que pueda perder a su familia.

Tras dejar la Residencia Stark, los tres se reunieron con Bruce Banner en un restaurante, quien les explicó de su nueva transformación en una mezcla entre Banner y Hulk, que le tomó diecocho meses de estudio con Radiación Gamma para conseguirlo. Antes de que pudieran seguir hablando, ellos fueron interrumpidos por unos niños que querían tomarse una foto con Banner, quien aceptó hacerlo y se desató una discusión con Lang cuando se dio cuenta que nadie quería tomarse una foto con él, mientras Rogers y Romanoff solo se limitaban a escuchar. Después de que se fueran los niños, Banner les informó que los viajes en el tiempo estaban fuera de su área de especialización, pero Romanoff le recordó que él pudo fusionar sus dos lados, algo que parecía imposible desde hace varios años. Banner luego accedió a ayudarlos, y regresaron al Centro de los Nuevos Vengadores para trabajar en la navegación del Reino Cuántico.[11]

Prueba de viaje en el tiempo

"Si fue un chiste, ¿verdad?"
"No tengo idea. Estamos hablando de viajar en el tiempo. O todo aquí es un chiste o nada lo es."
―Natalia Romanoff y Bruce Banner[fnt.]

Ellos comenzaron las pruebas de viaje en el tiempo utilizando el Van de Luis, con Lang vistiendo el Traje de exploración del Reino Cuántico. Como Banner mencionó que no quería que nada saliera mal y que Lang se quedara atrapado en el pasado, Romanoff le afirmó a un preocupado Lang que Banner solo estaba bromeando. Sin embargo, Banner le aclaró en voz baja a ella que no estaba seguro de su comentario debido a la incertidumbre del experimento.

Acto seguido, Banner configuró la máquina para enviar a Lang una semana antes y traerlo de vuelta en diez segundos. La máquina llevó a Lang al Reino Cuántico, y cuando lo trajeron de regreso, este se había convertido en un niño. Banner trató de corregir el error enviándolo nuevamente al Reino Cuántico, pero este volvió como un hombre mayor, seguidamente de un bebé. Finalmentte, Banner le pidió a Romanoff que apagara el poder de la señal, logrando que Lang regrese a su edad normal.[11]

Reuniéndose con Clinton Barton

"Hay una posibilidad. Podríamos recuperarlos."
"No."
"¿No, qué?"
"No me des esperanza."
"Perdón por no dártela antes, Barton."
―Natalia Romanoff y Clinton Barton[fnt.]

Después del experimento fallido, Anthony Stark llegó a la instalación tras haber creado un prototipo para la maquina del tiempo con el propósito de ayudarles y comenzaron a reunir a los otros Vengadores que estaban retirados. A Romanoff se le asignó ir a Tokio en busca de su mejor amigo, Clinton Barton, y lo descubrió eliminando a una facción Yakuza. Ella encontró a Barton, solo para presenciar el violento asesinato del jefe Yakuza, Akihiko. Cuando Barton notó su presencia y le mencionó que no debió venir, ella le respondió que él tampoco debió hacerlo. Como Barton afirmó que tenía trabajo que hacer, Romanoff le aclaró que sus acciones no le devolverían a su familia y le comentó sobre la posibilidad de traerlos de vuelta. Barton se mostró reacio a ver esperanza en sus declaraciones, aunque Romanoff se disculpó por no habérsela dado antes, lo tomó de la mano para consolarlo y partieron a las instalaciones.[11]

Localizando las Gemas del Infinito

"¡Oigan! si elegimos el año correcto, habrá tres Gemas en Nueva York."
"Oye, bien pensado."
―Natalia Romanoff y Bruce Banner[fnt.]

Después de que los Vengadores se reunieron de nuevo, ellos comenzaron a trabajar en el túnel cuántico mientras que Scott Lang se preparaba para hacer la prueba, pero luego fue reemplazado por Clinton Barton, ya que Lang no se sentía listo. Todos vieron como Barton se posicionaba encima de la máquina y luego entró al Reino Cuántico. Unos segundos después, él fue enviado de vuelta a las instalaciones, y Romanoff se le acercó para ver cómo estaba. Después de decirle que estaba bien, Barton le mostró a todos un guante de béisbol que recuperó en su viaje, revelándoles que tuvo éxito.

Con el túnel cuántico terminado, el equipo comenzó a discutir la historia de las Gemas del Infinito. Ellos comenzaron con la Gema de la Realidad, del cual les habló Thor, pero después lo apartaron debido que este no tenía el control de sus emociones. Luego pasaron con el Orbe, que Rocket Raccoon les explicó que Peter Quill lo robó en Morag. Nebula luego les contó acerca de la Gema del Alma, que Thanos obtuvo en Vormir, además de sacrificar a su hermana para obtenerla, mientras Romanoff tomaba apuntes. Más tarde, Romanoff, Stark y Banner hablaron acerca de la Gema del Tiempo, que había estado en posesión de Stephen Strange en la ciudad de Nueva York. Teniendo en cuenta esto, Romanoff les mencionó que si elegían el año correcto podían encontrar las Gemas del Espacio, Tiempo y Mente en un mismo lugar.

Los Vengadores se dividieron en tres equipos: Anthony Stark, Scott Lang, Steven Rogers y Bruce Banner partirían a la ciudad de Nueva York del año 2012 por las Gemas del Espacio, Mente y Tiempo durante la Batalla de Nueva York; Thor y Rocket Raccoon partirían a Asgard del año 2013 para obtener la Gema de la Realidad antes del Saqueo de Asgard; y Nebula, James Rhodes, Clinton Barton y Romanoff partirían al año 2014, con los dos primeros yendo por la Gema del Poder a Morag antes de la Batalla de Morag y los dos últimos por la Gema del Alma en Vormir. Ellos solo tenían suficientes Partículas Pym para enviarlos al pasado y regresarlos al presente una sola vez.[11]

Sacrificio de Natalia Romanoff

"Creo que ambos sabemos quién debe ser."
"Sí, lo sabemos."
"Empiezo a creer que hablamos de otra persona, Natasha."
"Estos cinco años he buscado una sola cosa, llegar justo aquí. Solo me ha importado que revivan los demás."
Clinton Barton y Natalia Romanoff[fnt.]

Los Vengadores se pusieron el Traje tecnológico avanzado y se dirigieron a la plataforma de la máquina, donde Steven Rogers les dio un sermón sobre lo sucedido hace cinco años y que esta era su oportunidad de cambiarlo todo. A medida que Bruce Banner activaba la máquina, Romanoff les dijo a sus amigos que los volvería a ver pronto, y todos fueron transportados al Reino Cuántico, donde cada equipo viajó al año asignado. Romanoff, Clinton Barton, James Rhodes y Nebula llegaron a Morag de 2014, donde agrandaron el Benatar, del cual Nebula fijó las coordenadas a Vormir y sacó una cápsula.

Al despedirse, Romanoff y Barton se subieron a la nave para viajar a Vormir. Los dos disfrutaron de la vista y rieron juntos, con Barton mencionando que la misión no se parecía a la que tuvieron en Budapest cuando eran agentes de S.H.I.E.L.D.. Los dos llegaron al planeta, lo que sorprendió a Barton, diciendo que bajo otras circunstancias esto sería increíble. Ellos escalaron la montaña, donde fueron recibidos por Johann Schmidt, con Romanoff y Barton apuntando sus armas hacia él, hasta que se sorprendieron cuando Schmidt reveló el nombre de sus padres. Al informarles que era un guía para aquellos que buscaban la Gema, Schmidt los llevó a un acantilado, revelando que para obtenerlo se requería el sacrificio de alguien a quien amaban.

Al enterarse del precio que había que pagar por la Gema del Alma, Romanoff y Barton se tomaron un momento para pensar la situación, con Barton expresando su incredulidad. Ella por su parte recordó como Nebula les dijo que Thanos había asesinado a Gamora en Vormir, lo que significaba que el sacrificio era obligatorio. Ambos repitieron lo que Steven Rogers les había dicho, que harían lo que sea necesario para cumplir la misión. Barton decidió hacer el sacrificio, pero Romanoff lo consoló y dio a entender que también quería hacerlo. Los dos discutieron sobre quién debía realizar el acto, sin que el otro muera involuntariamente.

Romanoff defendió su caso, diciéndole que esto era lo que buscó durante años y no quería que Barton muriera. Sin embargo, él le dijo que tenía que hacerlo por las acciones terribles que cometió. Ninguno terminó convenciéndose, por lo que apoyaron sus cabezas mutuante, hasta que Barton la tomó por sorpresa y la arrojó contra el suelo. Él le pidió decirle a su familia que los amaba cuando resuciten, a lo cual Romanoff le respondió arrojándolo al suelo, aclarándole que Barton lo hará y no ella. Romanoff lo inmovilizó con su Mordedura de Black Widow y corrió hacia el acantilado, no obstante, Barton se levantó, sacó su arco y le disparó una flecha explosiva, haciéndola caer a un lado.

Barton aprovechó la oportunidad para lanzarse al acantilado, no obstante, Romanoff saltó detrás de el y lo agarró, al mismo tiempo que disparó un gancho a la montaña. Barton terminó sosteniéndose del gancho y tomó a Romanoff de la mano, pero no era capaz de levantarla. Él estaba molesto, pero Romanoff le pidió dejarla ir, a lo que Barton no estuvo de acuerdo, hasta que ella saltó fuertemente hacia atrás, soltándose de Barton y cayendo en lo que quedaba del acantilado. Barton vio dolorosamente como su amiga caía directamente hacia su muerte, sin ser capaz de hacer otra cosa. Con el sacrificio ya hecho, Barton obtuvo la Gema del Alma en la mano.[11]

Legado

"Quisiera que hubiera una manera de decirle a Natasha que ganamos, que funcionó."
"Ella lo sabe"
Clinton Barton y Wanda Maximoff[fnt.]

Los Vengadores regresaron al 2023 y rápidamente notaron la ausencia de Romanoff, con Barton diciéndoles tristemente lo sucedido. El equipo organizó un funeral breve para reflexionar sobre su pérdida, con Barton diciéndole a Stark que los Vengadores eran su única familia y le repondió a Thor que no había manera de resucitarla. Steven Rogers entonces citó una vez más que harían lo que sea necesario y no permitirían que el sacrificio de Romanoff sea en vano.

El equipo más tarde construyó el Nano Guantelete, y Bruce Banner lo usó para revertir el Chasquido, resucitando exitosamente las víctimas que perdieron la vida hace cinco años, con Romanoff siendo la excepción pese a que Banner intentó hacer que regrese, fallando en el intento.

Después de la Batalla de la Tierra y el funeral de Anthony Stark, Barton habló con Wanda Maximoff cerca del lago de la Residencia Stark. Barton le dijo a Maximoff que él deseaba que hubiera una manera de decirle a Romanoff que ganaron y que su sacrificio significaba algo. Maximoff lo consoló diciendole que ella lo sabía, al igual que Visión.[11]

Ocho meses después de su muerte, los estudiantes Kenneth Lim y Vienna Hammarky de la Escuela de Ciencia y Tecnología de Midtown hicieron un video homenajeando a Anthony Stark, Steven Rogers, Natalia Romanoff y Visión por sacrificarse para ayudar a vencer a Thanos y revivir a la mitad de la vida en el universo.[22]

Habilidades

  • Espía maestra: Romanoff es una peligrosa agente secreta muy hábil en el espionaje, el sigilo, el disfraz, la infiltración y las demoliciones. Sus talentos y años de experiencia le han permitido alcanzar un alto rango como agente especial de S.H.I.E.L.D., y a menudo recurre a seducir a los hombres para alcanzar sus objetivos mientras trabaja de manera encubierta, como cuando se hizo pasar por secretaria para vigilar a Anthony Stark para la Iniciativa Vengadores. Las habilidades de Romanoff son tan legendarias que Nick Fury creó un detector de mentiras que esperaba que ella no pudiera engañar.
  • Maestra en artes marciales: Romanoff es una de las mejores luchadoras mujeres del mundo. Ella es extremadamente hábil en el campo de las artes marciales, y ha dominado artes como el karate, el judo, el aikido, el salvate, el boxeo, el estilo de pelea de lucha libre y los múltiples estilos de kung fu, así como el combate armado con sus porras. Ella ha vencido fácilmente a muchos enemigos, como docenas de guardias de seguridad de Hammer Industries, los piratas armados de Georges Batroc, varios miembros de STRIKE, docenas de Centinelas de Ultrón e incluso a hordas de Chitauri. Romanoff incluso fue capaz de desamar a Proxima Midnight, y apuñaló a Corvus Glaive.
  • Asesina maestra: Romanoff es una famosa maestra en el arte del asesinato, llegando a ser considerada como uno de los asesinos más peligrosos del mundo. Se sabe que mató a muchas personas durante su tiempo al servicio de KGB y S.H.I.E.L.D.
  • Hacker maestra: Romanoff puede piratear la mayoría de los sistemas informáticos sin mucho esfuerzo. Ella utilizó este talento para piratear Hammer Industries y ayudar a James Rhodes a recuperar el control de la armadura de Máquina de Guerra, y accedió a la ubicación del Campamento Lehigh utilizando la memoria USB que Steven Rogers recibió de Nick Fury.
  • Multilingüismo: Romanoff domina el latín, el ruso, el inglés, el francés, el alemán, el chino, el italiano y otros idiomas.

Equipamiento

Uniformes

Black Widow Póster IM2

TA - Black Widow Póster sin texto

CATWS - Black Widow Promo

NatashaRomanoffPosterAoU

Black Widow Poster - Civil War

AIW - Póster sin texto de Black Widow

Avengers Endgame - Póster sin texto Natalia Romanoff

  • Uniforme de S.H.I.E.L.D.: El primer uniforme consistía en ser un catsuit negro azulado. Estaba abrochado desde la parte delantera y tenía guantes sin dedos con un logotipo de S.H.I.E.L.D. en los hombros. Tenía dos cinturones, uno de los cuales mostraba un símbolo rojo de reloj de arena. También usaba una funda de muslo.
  • Uniforme de Vengadora: El segundo uniforme era una versión ligeramente modificada del anterior. Ahora era gris y parecía estar hecho de un material diferente. El reloj de arena rojo era más brillante y los cinturones eran ligeramente diferentes. La única diferencia importante fue la inclusión de pistolas y muñecas.
  • Uniforme de sigilo: El tercer uniforme fue usado mientras Romanoff realizaba misiones bajo las órdenes de S.H.I.E.L.D. junto a Steven Rogers . El traje se había vuelto negro con correas grises, ahora con el logotipo de S.H.I.E.L.D. solo en su hombro derecho y su símbolo de reloj de arena rojo en su estómago. También presenta sus mordeduras, un cinturón de herramientas y dos fundas de muslo.
  • Cuarto uniforme: El cuarto uniforme fue similar a su segundo uniforme. Vestía un traje con un acolchado negro en los hombros, las rodillas y los codos. Contenía una versión más potente de su mordedura que, cuando era usada, se encendían las luces del traje. Ella también usaba una pistolera en el muslo de su pierna izquierda.
  • Quinto uniforme: El quinto uniforme es mucho más estilizado que la versión anterior. Su traje no es de cuero, sino de una cordura elástica más táctica en lugar de las habituales telas elásticas impresas utilizadas anteriormente, aunque hay algo de eso en lugares estratégicos para la movilidad. Tiene unos toques similares a los otros, y es bastante cercano a los cómics.
  • Sexto uniforme: El sexto uniforme consistía en un traje negro con un chaleco gastado. Tiene acolchado las rodillas y los codos para brindar protección y capacidades de golpeo adicionales. El uniforme tenía sus mordeduras incluidas y botas altas de tacón. También contó con una funda de muslo en su pierna y una funda para sus bastones en su espalda.
  • Séptimo uniforme: El séptimo uniforme regresa con un estilo negro estilizado con pequeños toques rojos como en las mangas y en el centro de su cinturón, donde contiene algunos de sus artilugios. También tiene una funda para sus bastones en su espalda.

Armas

  • Mordedura: Arma de electroshock que puede disparar potentes descargas eléctricas en dos pulseras usadas por Romanoff. Ella los utilizó contra los Chitauri así como contra piratas y terroristas. Más adelante, Anthony Stark las mejoró, lo que hacía que la tubería de su traje se iluminen y brillen junto a estas.
  • Bastones: Son armas de electroshock, creadas y diseñadas por Anthony Stark para Natalia Romanoff. Estos bastones emanan una luz azul y al ser una extensión de la Mordedura de Black Widow, se cargan y almacenan en las cartucheras del traje de Romanoff. Durante la Guerra del Infinito, Romanoff los almacenó en una funda que llevaba en su espalda.
  • Makarov PM: Durante su entrenamiento en la Habitación Roja, Romanoff entrenó con esta pistola, disparándola en rápida sucesión mientras alternaba su brazo de disparo, y se vio obligada a usarla contra objetivos vivos.
  • Walther PPK/S: El anterior arma de fuego de Natalia Romanoff. Ella lo llevó cuando fue a detener a Ivan Vanko en la sede de Hammer Industries, pero optó por no usarlo contra los guardias de seguridad dentro del complejo.
  • USP Compact: Romanoff tomó un Heckler & Koch USP Compact de uno de los guardias de la sede de Hammer Industries. Ella lo empuñó dos veces junto con su Walther PPK/S cuando irrumpió dentro de la habitación donde se suponía que estaba Ivan Vanko, solo para encontrarlo vacío.
  • Glock 26: Romanoff reemplazó el Walther PPK/S por un par de pistolas Glock 26 como su arma de fuego principal. Ella lo utilizó para apuntar a Bruce Banner cuando se reunieron en India, y luego usó ambas armas de fuego para luchar contra el ejército Chitauri durante la Batalla de Nueva York. Romanoff continuó usándolos durante sus misiones con S.H.I.E.L.D., matando a algunos de los piratas de Georges Batroc, y durante un tiroteo contra James Barnes en Washington, D.C.. Durante la Batalla de Sokovia, Romanoff recurrió al uso de sus pistolas para disparar a algunos de los Centinelas de Ultrón. Ella siguió conservándolos durante el Enfrentamiento entre los Vengadores, pero los mantuvo enfundados para no dañar a sus antiguos aliados.
  • Glock 19: Es el arma estándar portada por STRIKE. Romanoff pudo obtener uno de estos cuando se hizo pasar por la concejala Hawley dentro del Triskelion, usándolo para amenazar a Alexander Pierce. También recuperó una de estas armas escondidas en el bar de la Torre de los Vengadores, para disparar a los drones de la Legión de Hierro manejados por Ultrón.
  • Glock 17: Romanoff logró obtener esta pistola de uno de los mercenarios que trabajaban para Brock Rumlow en Lagos. Romanoff los persiguió y, una vez que tomó el arma, uno de los mercenarios amenazó con liberar el arma biológica que acababan de robar. Romanoff lo usó para matar rápidamente a uno de los mercenarios, mientras que Redwing mató al otro, logrando asegurar el arma biológica.

Relaciones

Familia

Aliados

Enemigos

Apariciones

Apariciones de Natalia Romanoff

En orden cronológico:

Detrás de escenas

  • El papel de Natalia Romanoff se le ofreció originalmente a Emily Blunt, pero ella lo rechazó.
  • Scarlett Johansson se tiñó el cabello a color rojo antes de que consiguiera el papel de Natalia Romanoff, debido a que deseaba mucho interpretar al personaje.
  • Debido a que su traje era increíblemente incómodo, Johansson no llevó puesto ropa interior mientras grababa escenas en The Avengers.
  • Durante las grabaciones de Avengers: Age of Ultron, tres dobles fueron usadas debido al embarazo de Johansson, lo cual causó una gran confusión entre los otros actores, ya que según ellos, todas eran muy similares a Johansson. En última instancia, en algunas escenas se requirió el uso de CGI para ocultar el embarazo de Johansson.
  • Como Natalia Romanoff en su momento era la única superheroína principal que no tuvo película individual tanto en la Fase Uno como en la Fase DosScarlett Johansson grabó para Saturday Night Live un tráiler parodia de género romántico sobre una película de la personaje titulada Black Widow: Age of me, haciendo referencia a Avengers: Age of Ultron.
  • En una entrevista, Scarlett Johansson dijo que de todos sus papeles, Natalia Romanoff era su favorita tanto por el desarrollo del personaje como por su participación en un universo mayor.
  • El nombre de Scarlett Johansson fue desacreditado en Captain Marvel.

Trivia

  • En los cómics, Natalia Romanova fue producto de un experimento soviético de Súper Soldado, y tuvo una relación larga y complicada tanto con James Buchanan Barnes como con Matthew Murdock y Clinton Barton.
  • Según su expediente, Natalia Romanoff comparte la misma fecha de nacimiento que su actriz, el 22 de noviembre de 1984.
  • En Captain America: The Winter Soldier, Romanoff llevaba puesto un collar con un colgante de flecha como símbolo de su amistad con Clinton Barton.
  • Según Sam Koenig, Natalia Romanoff está sujeta a una gran cantidad de FanFiction en internet. Algunos incluso la ponen al lado de Quake, con su relación llamándose informalmente Quack.
  • Romanoff ha tenido peinados diferentes en cada una de sus apariciones cinematográficas hasta ahora, una por película.
  • El cabello rubio de Romanoff en Avengers: Infinity War hace referencia a Yelena Belova, la segunda Black Widow en los cómics.

Referencias

Enlaces externos

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.