"¿Aún crees que no habrán consecuencias, Strange?, ¿O un precio que pagar? Rompimos las reglas. Igual que ella. Siempre hay que pagar las cuentas. ¿Oíste?"
―Karl Mordo a Stephen Strange[fnt.]

Karl Mordo es un antiguo miembro de los Maestros de las Artes Místicas y un aliado cercano de Ancestral, ayudándole a reclutar y entrenar a nuevos soldados. Cuando Mordo encontró a Stephen Strange, él lo invitó a Kamar-Taj a pesar de las objeciones de Ancestral y lo ayudó en la batalla contra Kaecilius y los Fanáticos. Durante estos acontecimientos, él fue testigo de como Ancestral y Strange no respetaban las reglas establecidas por los Maestros al extraer poder de la Dimensión Oscura o usar el Ojo de Agamotto para alterar el tiempo, por lo que decidió abandonar a los Maestros. Mordo estaba decepcionado y llegó a la conclusión de que el mundo tenía demasiados hechiceros, por lo que decidió empezar a despojarlos de su poder a cada uno.

Biografía

Vida Temprana

Llegada a Kamar-Taj

"¿La óbedeces sin saber nada de ella?"
"Yo sé que es firme, pero impredecible. Despiadada, aunque gentil. Me hizo un mejor hombre."
Stephen Strange y Karl Mordo[fnt.]

Habiendo sufrido una tragedia en su vida, Karl Mordo llegó a Kamar-Taj para convertirse en uno de los Maestros de las Artes Místicas con el fin de vengarse de su pérdida, aunque inicialmente fue irrespetuoso con las enseñanzas y el modo de vida que encontró allí. Mordo fue entrenado por Ancestral en las artes místicas y pronto se convirtió en un Maestro, dejando a un lado su deseo de venganza y dedicando su vida a las artes místicas para proteger al mundo de los daños y las amenazas místicas.[1]

Recuperando el Arco y la Flecha de Apolo

"Normalmente, no te molestaría con algo como esto, pero dado el poder inherente de la flecha-"
"No, estás en lo correcto al decirme esto."
―Karl Mordo y Ancestral[fnt.]

Mordo y Ancestral pelean contra los bandidos.

Cuando el Arco y la Flecha de Apolo fueron robados de Kamar-Taj por Jiãó ào Zhànshì y su ejército, Mordo interrumpió a Ancestral de su entrenamiento para informale de lo acontecido, y reconocieron que dichas armas podrían ser peligrosas al caer en las manos equivocadas. Acto seguido, los dos se enfrentaron a los bandidos e intentaron hacerle entender a Jiãó ào Zhànshì su limitación en la práctica del Arco, pero esto solo generó una feroz batalla, con los Maestros de las Artes Místicas saliendo victoriosos sin hacer mucho esfuerzo. Como resultado, el dúo recuperó el Arco y la Flecha, y lo devolvieron a Kamar-Taj para su custodia.[2]

Reclutando a Stephen Strange

Presentando Kamar-Taj

"¿Puedo darte un buen consejo? Olvida todo lo que crees conocer."
―Karl Mordo a Stephen Strange[fnt.]

Mordo encapuchado escucha a Strange.

En Nepal, Karl Mordo caminó tranquilamente hasta que escuchó a Stephen Strange pedirle a la gente direcciones para llegar a Kamar-Taj. Entendiendo cuáles eran las intenciones de Strange, él lo siguió por las calles, mientras mantenía distancia para no ser descubierto. Pronto, Mordo vio a Strange llegando a un callejón, donde lo rodearon tres asaltantes que intentaron robarle su reloj. Cuando Strange fue derrotado, debido a que su mano estaba demasiado malherida para permitirle pelear, Mordo intervino y usó su propio entrenamiento para derrotar a los asaltantes antes de devolverle el reloj ahora roto a Strange.

Mordo aconsejándole a Strange antes de que conozca a la Ancestral.

Al invitarlo a Kamar-Taj, Mordo guió a Strange durante el resto del viaje. Una vez que llegaron a su destino, Mordo, reconociendo que Strange sería igual de irrespetuoso que él cuando conoció a Ancestral, trató de aconsejarle que "olvidara" todo lo que él pensaba que sabía. Ellos entraron por la puerta, con Mordo presentándole a Ancestral, que Strange confundió con Hamir, para gran diversión de Mordo, quien observó la situación hasta que finalmente Strange conoció a la auténtica Ancestral, quien le ofreció servirle té.

Mordo sostiene el cuerpo inmóvil de Strange.

A pesar de lo que le decía Ancestral sobre las artes místicas, Strange se mostró escéptico y arrogante acerca de la existencia de dichos poderes, por lo que ella decidió separar su Forma Astral de su cuerpo, antes de regresarlo al mundo físico, mientras Mordo sostenía el cuerpo de Strange. Él también avisó el alto nivel de ritmo cardíaco que tenía Strange cuando este fue empujado a través de múltiples dimensiones en el Multiverso; Ancestral le dijo que ya había visto suficiente y echó a Strange de Kamar-Taj cuando este último le pidió que lo entrenara.[1]

Convenciendo a Ancestral

"Hay una gran fuerza en él."
―Karl Mordo a Ancestral[fnt.]

Mordo discute con Ancestral sobre Strange.

Después de que Ancestral se negara enseñarle a Stephen Strange debido a su conducta, Mordo la convenció de que Strange podría ayudarles a derrotar a Kaecilius y a los Fanáticos. Asimismo, Mordo señaló que él también fue alguna vez alguien orgulloso e impetuoso hasta que fue entrenado por Ancestral, quien le ayudó a tener una mejor percepción de su entorno y futuro. Eventualmente, ella dejó entrar a Strange nuevamente a Kamar-Taj para entrenarlo.

Acto seguido, Mordo llevó a Strange a su habitación en Kamar-Taj y le dijo que su entrenamiento comenzaría a primera hora de la mañana. Antes de marcharse para dejarlo acomodarse, Mordo le entregó a Strange un pedazo de papel y este último le preguntó si era su mantra, sólo para que Mordo respondiera que era la contraseña del Wi-Fi, bromeando al decir que ellos no eran salvajes.[1]

Entrenando a Stephen Strange

"¿Y nuestro nuevo recluta?"
"Ahora te diré. Dale unos minutos."
"Ay no, otra vez no."
―Karl Mordo y Ancestral[fnt.]

Mordo supervisa el aprendizaje de Strange.

Mordo comenzó a enseñarle a los estudiantes de los Maestros de las Artes Místicas cómo utilizar un Anillo de Honda, un objeto místico que ayudaba a los hechiceros a recorrer grandes distancias rápidamente y se enteró de la dificultad que tenía Stephen Strange en usarlo, culpando sus manos dañadas por ser demasiado temblorosas. Ancestral llegó al exterior del lugar, terminó la sesión, y se apartó de Mordo y los otros aprendices, quedando sólo ella y Strange para discutir acerca de las dificultades que tenía y usó a Hamir como ejemplo de que podía dominar las artes místicas bajo las enseñanzas de Mordo.

Mordo y Ancestral esperan a que Strange regrese del Monte Everest.

Cuando Mordo llegó reuniéndose con ella poco después, descubrió que Ancestral estaba intentando algo diferente y había dejado a Strange en la cima del Monte Everest como estímulo para que la presión lo ayude a dominar su Anillo de Honda, con Mordo consternado de que Ancestral estuviera usando esta técnica una vez más. Aunque Mordo pensó en recoger a Strange temiendo por su seguridad y vida, Ancestral le ordenó que esperara y eventualmente Strange logró crear un portal con su Anillo y regresó a Kamar-Taj, congelado y cayendo de rodillas. Al ver esto, Mordo y Ancestral se rieron, pero también felicitaron a Strange por su éxito al haber logrado crear el portal.[1]

Combate de entrenamiento

"Hay magia imposible de sustentar, así que la fundimos en objetos, de modo que soporten esa carga por nosotros."
―Karl Mordo a Stephen Strange[fnt.]

Mordo le habla a Strange sobre Ancestral.

Con Strange ganando más confianza en sus habilidades, Mordo ayudó a entrenarlo en el combate cuerpo a cuerpo y respondió a su pregunta sobre la edad de Ancestral, afirmando que nadie lo sabía junto con su pasado, a lo que Strange cuestionó si la escuchaba sin saber nada de ella, pero Mordo argumentó que la seguía por ayudarla a ser una mejor persona. A medida que se enfrentaban, Mordo le contó a Strange la historia de Kaecilius, quien había venido a Kamar-Taj como un hombre destrozado por la pérdida de su esposa y lo recibieron, pero que con el tiempo cuestionó las enseñanzas de Ancestral y formó a los Fanáticos para enfrentar a su antigua maestra.

Mordo le enseña a Strange cómo canalizar su magia en las reliquias.

Luego, Mordo le explicó que la magia podía canalizarse a través de objetos y reliquias para crear armas y hechizos más avanzados, como su propia Vara de Watoomb y las Botas impulsoras de Valtorr. Mientras Strange bromeaba con los complejos nombres que su compañero utilizaba, Mordo le explicó que pronto encontraría su propia reliquia. Por su parte, Strange invocó un arma con sus artes místicas y los dos procedieron a entrenar en combate, con Mordo exigiéndole pelear como si su vida estuviera en riesgo, derrotando fácilmente a Strange.[1]

Explicando las leyes naturales

"¡La manipulación temporal crea desviaciones en el tiempo. Causa aperturas dimensionales inestables, paradojas espaciales, bucles temporales! ¿Quieres seguir reviviendo el mismo momento una y otra vez para siempre, o no haber existido nunca?"
"Las advertencias deberían ir al frente, no al final."
―Karl Mordo y Stephen Strange[fnt.]

Mordo encuentra a Strange usando el Ojo de Agamotto.

Más adelante, Mordo y Wong descubrieron a Strange utilizando el Ojo de Agamotto y manipulando el tiempo, con Mordo ordenándole que se detuviera y le explicó que el uso de tales hechizos era muy peligroso, ya que podría haberse atrapado en un bucle temporal o posiblemente borraría su existencia de la historia del mundo. A pesar de las críticas, Strange se defendió afirmando que las advertencias deberían ir en las primeras páginas de los rituales y no al final, ya que de esa manera evitarían consecuencias que afecten el entorno mismo de la realidad.

Cuando Strange cuestionó el propósito de los Maestros de las Artes Místicas, el dúo se encargó de explicarle que los hechiceros de Kamar-Taj se encargaban de mantener a Dormammu y otras amenazas místicas lejos de la Tierra, comparándolos con los Vengadores que protegían el mundo de las amenazas físicas. Al finalizar la charla, el portal que dirigía al Santuario de Londres se abrió y Kaecilius logró destruír dicho templo; la explosión causada derribó a Wong y a Mordo, mientras que Strange cayó dentro del portal que se dirigía al Santuario de Nueva York.[1]

Batalla en la Dimensión Espejo

"Su conexión con la Dimensión Oscura los hace más poderosos en la Dimensión Espejo. Quizá no afecten el mundo real, pero pueden matarnos. Tu idea no fue astuta. ¡Fue un suicidio!"
―Karl Mordo a Stephen Strange[fnt.]

Mordo escucha las acusaciones de Strange contra Ancestral.

Mordo y Ancestral finalmente se reunieron con Stephen Strange en el Santuario de Nueva York, donde el hechicero incipiente acusó a su mentora de extraer poder de la Dimensión Oscura con el fin de mantener su inmortalidad y de engañarlo para que entrara en su guerra metafísica. Furioso ante estas declaraciones, Mordo acusó a Strange de cobardía y presunción. Luego de que Ancestral se fuera del lugar, ambos compañeros debatieron sobre la ética de matar hasta que fueron atacados por Kaecilius una vez más.

En un acto desesperado por evitar bajas, Strange se llevó a todos a la Dimensión Espejo, donde no podían dañar el mundo físico. Sin embargo, Kaecilius se mostró confiado y manipuló el mundo que los rodeaba, causando que Strange y Mordo salieran corriendo, con Strange habiendo tomado el Anillo de Honda de Kaecilius. Mordo luego le informó que aunque Kaecilius no podía dañar el mundo físico, su propia conexión con la Dimensión Oscura lo hacía más poderoso allí y probablemente morirían.

Mordo es separado de Strange en la Dimensión Espejo.

Mordo y Strange corrieron por sus vidas, con Kaecilius y los Fanáticos siguiéndolos de cerca. Strange intentó crear un portal de regreso al mundo físico, pero Kaecilius afectó la gravedad para que no alcancen sus portales. Como resultado de esto, Mordo y Strange fueron arrojados de un edificio, pero pronto fueron salvados por las Botas impulsoras de Valtorr y la Capa de Levitación. El dúo se separó, y Mordo fue confrontado por el Fanático Alto y la Fanática Morena.

Mordo mira a Ancestral. gravemente herida.

Al reunirse con su compañero, Ancestral llegó y se enfrentó a Kaecilius, revelando que sus poderes provenían de la Dimensión Oscura, dejando sorprendido a Mordo, quien se dio cuenta que Strange tenía la razón y su mentora lo engañó todo este tiempo. Ella logró rescatar a sus estudiantes y les permitió escapar, pero fue mortalmente herida en el proceso, ya que Kaecilius la hirió a muerte con un Fragmento Espacial y la empujó al mundo físico, haciéndola caer varios metros contra el suelo.[1]

Reclutado por Stephen Strange

"Una vez me dijiste que peleara como si mi vida dependiera de ello porque un día así sería y hoy es el día. No puedo vencerlos yo solo."
Stephen Strange a Karl Mordo[fnt.]

Después de la muerte de Ancestral en el Hospital Metro-General, Mordo regresó a Kamar-Taj para pensar en los últimos acontecimientos, y se desilusionó profundamente con su mentora y su causa, creyendo que su flexión de las leyes de la naturaleza la hacían responsable de la caída eventual de Kaecilius. Esto llevó a Mordo a desconfiar profundamente de Ancestral y no sabía que hacer ahora que Dormammu se estaba acercando debido a que los Fanáticos ya estaban quebrando el sello místico que protegía la Tierra.

Mordo reprueba a Ancestral.

Pronto, Stephen Strange encontró a Mordo, quien seguía considerando todo lo que había aprendido sobre las mentiras de Ancestral. Aunque Strange lo hacía parecer complicado debido a que Ancestral tenía sus razones para romper las reglas establecidas, Mordo argumentó que ella era directamente responsable de que Kaecilius y todos los Fanáticos se volvieran contra ellos. Sin embargo, a pesar de todo esto, Strange convenció a Mordo de seguir luchando contra Dormammu mientras aún podían.[1]

Derrotando a Dormammu

"¿Aún crees que no habrá consecuencias, Strange?, ¿O un precio que pagar? Rompimos las reglas. Igual que ella. Siempre hay que pagar las cuentas. ¿Oíste? Un día del juicio. Abandono este camino desde hoy."
―Karl Mordo a Stephen Strange[fnt.]

Mordo y Strange llegan a Hong Kong.

Mordo y Strange se dirigieron a Hong Kong, solo para descubrir con horror que los Maestros de las Artes Místicas habían sido derrotados por los Fanáticos y que el Santuario de Hong Kong ya fue destruido, lo que permitió a la Dimensión Oscura comenzar a consumir toda la Tierra. No dispuesto a permitir que esto suceda, Strange abrió el Ojo de Agamotto y realizó el hechizo para manejar el tiempo, mientras Kaecilius se acercaba a él. Sin embargo, Strange completó el hechizo con éxito, congeló a Kaecilius y revirtió el daño hecho, reparando los edificios destruidos alrededor de la ciudad en llamas. No obstante, Kaecilius se liberó a sí mismo y a sus Fanáticos del hechizo, lo que les permitió permanecer en el mismo lapso de tiempo que Strange y Mordo.

Mordo ataca a los Fanáticos.

A medida que seguían huyendo, Mordo se vio obligado a luchar contra las Fanáticas Morena y Rubia, y Strange peleó contra Kaecilius. Más tarde, Mordo ayudó a Strange utilizando el Báculo del Tribunal Viviente para atrapar a Kaecilius en un edificio reconstruyéndose, descubrieron el cadáver de Wong, quien murió luchando contra los Fanáticos. Strange usó el Ojo de Agamotto para revivirlo a él y a gente inocente de entre los muertos, con Wong impresionado por lo que Strange hacía, pero prefirió no quejarse.

Mordo observa cómo Strange decide ir confrontar a Dormammu.

Mientras Mordo, Strange y Wong se preparaban para correr hacia el Santuario de Hong Kong con el propósito de defenderlo, ellos fueron interrumpidos a mitad del hechizo, lo que provocó que el tiempo se congele. Kaecilius regresó y declaró que la llegada de Dormammu no podía ser detenida y mencionó que la Dimensión Oscura iba más allá del tiempo. Teniendo en cuenta esto, Strange se fue a confrontar directamente a Dormammu, abandonando a Mordo, quien no sabía qué hacer. Sin embargo, pronto Strange regresó, habiendo forzado a Dormammu a llevarse a Kaecilius y sus seguidores lejos de la Tierra para que no vuelva nunca más.

Mordo decepcionado abandona a los Maestros de las Artes Místicas.

Mientras que Strange y Wong estaban en un estado de ánimo de celebración, Mordo se encontró más desilusionado por haber visto a Strange romper las leyes de la naturaleza para derrotar a Dormammu, tal y como lo había hecho Ancestral. Mordo concluyó que los hechiceros que abusaban de su poder eran responsables de los desequilibrios que tenía el mundo, por lo que decidió que su mejor causa era abandonar a los Maestros de las Artes Místicas y se marchó, mientras Strange y Wong lo observaban.[1]

Cazando hechiceros

Ataque a Jonathan Pangborn

"He viajado por varios meses y tuve una revelación. El gran propósito de un hechicero es distorsionar la forma de las cosas. Robar poder. Revertir la naturaleza. Igual que tú."
"No robé nada. Este es mi poder, mío."
"El poder tiene un propósito."
"¿Por qué haces esto?"
"Porque he logrado entender qué está mal en este mundo... demasiados hechiceros."
―Karl Mordo y Jonathan Pangborn[fnt.]

Mordo visita a Pangborn en su taller.

Algún tiempo después, Mordo confrontó a Jonathan Pangborn en el taller donde este último trabajaba. Allí, Mordo le recordó a Pangborn cómo había sido llevado a Kamar-Taj en una camilla antes de ser eventualmente curado por Ancestral. Mordo afirmó que estuvo ausente y que ahora había llegado a su propia comprensión sobre el verdadero propósito de los Maestros de las Artes Místicas en el mundo.

Mordo le declara a Pangborn que el mundo tiene demasiados hechiceros.

Cuando Pangborn fue acusado de robar y manipular la magia, él argumentó que estaba usando su propio poder. Temiendo por las intenciones de Mordo, Pangborn trató de atacarlo con una palanca, sólo para que Mordo lo derribara y le despojara de sus poderes, haciendo que su parálisis regresara. Al ser cuestionado por sus actos, Mordo declaró que después de tanto tiempo finalmente sabía lo que estaba mal en el mundo; él estaba dispuesto a limpiar la Tierra de los hechiceros defectuosos.[3]

Relaciones

Aliados

Enemigos

Detrás de escenas

Trivia

  • En los cómics, el Barón Karl Amadeus Mordo era un noble de Transilvania y un estudiante de Ancestral, hasta que lo traicionó e intentó matarlo. Una vez sirvió a Dormammu para recibir el poder necesario con el fin de destruir a Stephen Strange, convirtiéndose así en el archienemigo de Strange.

Referencias

Enlaces externos

*Nota: Algunos de los enlaces son de afiliados, lo que significa que, sin costo adicional para ti, Fandom ganará una comisión si haces clic y realizas una subscripción. El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.